Pablo Iglesias va de Shakespeare por la vida pero éste es su nivel de inglés…

Pablo Iglesias
Pablo Iglesias en la City University of New York, tratando de expresarse en inglés en febrero de 2015.
Comentar

Hubo un tiempo en que todo le valía a Pablo Iglesias. No era un personaje tan escrutado como hoy en día, que pretende ser el presidente del Gobierno de España por la vía de echar a Rajoy de la Moncloa cueste lo que cueste… incluso podía ir de Shakespeare por la vida, dando lecciones de inglés y cosmopolitismo y que nadie le sacara los colores con su nivel de inglés.

Entonces, podía decir una cosa y la contraria cada día que nadie se lo afearía. O podía ridiculizar la capacidad expresiva en inglés de la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, en su discurso para conseguir los Juegos Olímpicos de 2020. Podía hacerlo, porque no tendría a la prensa buscando sus contradicciones o acceso a sus vídeos en universidades americanas para verlos con una “relaxing cup of café con leche” y una sonrisa en el gesto.

Ahora, el líder de Podemos no tiene más remedio que soportar ser escrutado, incluso pitado en una estación de tren o sufrir escraches junto a sus compañeros de partido e ideología radical y sus aliados indepes cuando van a Zaragoza a reunirse en asamblea…

Y Pablo Iglesias —que presume de tener un nivel C2 de inglés, es decir, ‘dominio avanzado’— tiene que aguantar que salgan a la luz extractos de discursos suyos en el Graduate de la City University of New York (CUNY) para el solaz de los internautas. Una risa su pronunciación.

Este clip que acompaña esta información no tiene desperdicio. Su editor incluso se permitió subtitular la toma en un inglés fonético para que la pronunciación macarrónica de Iglesias de la lengua de Shakespeare permitiera entender algo de lo que decía…

El líder radical de izquierdas se mofó en septiembre de 2013 de Ana Botella, hizo una gracieta con la pronunciación de la alcaldesa en el discurso ante el COI mezclándola con la política de becas educativas del Gobierno del PP: “Me pregunto si la nota de Ana Botella en inglés sería suficiente ara una de las becas de Wert”.

Ya entonces pensaba que cualquier cosa valía para señalar al enemigo… Ahora sigue igual: hay que echar a Rajoy, hay que “sumar fuerzas transversales” con el independentismo, acabar con “el régimen del 78”… lo que sea y cueste lo que cueste.

Aunque lo que le cueste, en definitiva, acabe siendo ser el presidente de una ‘menos España’ ya que últimamente se alía con los independentistas catalanes y los herederos de ETA para desgastar al presidente legítimo elegido por el Parlamento votado por los españoles.

Últimas noticias