Bancos

La unión Unicaja-Liberbank amenaza más de 300 oficinas, sobre todo en Extremadura y las dos Castillas

Cáceres, Málaga y varias provincias castellanas como Albacete, Toledo, Salamanca, Ciudad Real, Valladolid, Cuenca o Zamora serían las más castigadas por el recorte de oficinas necesario para adecuar las sucursales a la cuota de mercado de la entidad resultante.

La unión Unicaja-Liberbank amenaza más de 300 oficinas, sobre todo en Extremadura y las dos Castillas
Director General de Finanzas de Unicaja Banco, Pablo González, y el Consejero Delegado de la entidad, Ángel Rodríguez de Gracia

La fusión entre Unicaja Banco y Liberbank pone en el disparadero más de 300 oficinas, pues como en cualquier otra unión bancaria las duplicidades entre sucursales bancarias serán grande, tratándose además de dos entidades muy especializadas en banca minorista.

Los sindicatos de las entidades financieras han sido informados por la entidad de que se producirán cierres previos a la posible fusión, todavía en cantidades pequeñas teniendo en cuenta que las dos entidades tienen conjuntamente más de 1.600 oficinas por toda España.

Sin embargo, la concentración de sucursales es muy irregular. Según ha comprobado este periódico con datos públicos de ambas entidades, Unicaja y Liberbank tienen una presencia mayoritaria especialmente en Extremadura, Castilla y León y Castilla-La Mancha. Hay que tener en cuenta que Liberbank cuenta con Caja Extremadura como una de sus entidades fundacionales, y que posteriormente adquirió Caja Castilla-La Mancha. Por otra parte, los andaluces de Unicaja culminaron en 2014 Banco CEISS, la antigua Caja España-Duero.

Con este recorte de sucursales se acercaría más la presencia en la calle del grupo Unicaja-Liberbank a criterios de mercado

Unicaja ya lleva tiempo realizando la integración de oficinas, juntando empleados en una sola oficina y otras sustituyéndolas por agencias. Especialmente en las zonas rurales el proceso continuará.

En un informe realizado en la anterior intentona de fusiones, Kepler ya avisaba de que la mayor concentración de sucursales se encuentra en Extremadura (34%), pero mientras que el 75% de las oficinas de Liberbank están en Cáceres, casi todas las de Unicaja están en Badajoz.

Extremadura es, junto con Asturias, Cantabria, Castilla La Mancha, Castilla y León y Andalucía, una de las áreas donde el futuro grupo, si se fusiona, tendrá más cuota de mercado.

Las Castillas también sufren

Por tanto, no todos los territorios sufrirían igual. Según los cálculos del sector, la provincia con más duplicidades sería Cáceres, con 54 oficinas candidatas al cierre. Tras ella, establecen un exceso de oficinas en Toledo y Salamanca -33- y en Málaga -32-.

Cáceres es la provincia con más exceso de oficinas, seguida de Toledo y Salamanca, que tienen un gran número de oficinas de Banco Castilla-La Mancha y de Banco CEISS

Las circunstancias en cada uno de estos territorios son distintas. Cáceres tiene un gran exceso ya que era la sede de la antigua Caja de Extremadura, una de las cuatro entidades que formó Liberbank. En Toledo y en Salamanca coinciden un gran número de oficinas de Banco Castilla-La Mancha -la antigua CCM- y de Banco CEISS, respectivamente, el primero de los cuales adquirido por Liberbank y el segundo por Unicaja.

En Málaga no existen duplicidades, dado que Liberbank no tenía presencia en la provincia, pero Unicaja podría aprovechar para ‘limpiar’ buena parte de su excedente de sucursales.

Ciudad Real, Cuenca, Valladolid o Zamora también sufrirían un gran número de cierres si el nuevo grupo buscara criterios de eficiencia para acercarse a su cuota de mercado, ya que todas ellas tienen un exceso de sucursales de más de 20.

Además, ambas entidades tienen una buena posición en Madrid, con 67 oficinas Unicaja y 34 sucursales Liberbank. La capital es un mercado estratégico para ambas entidades, pese a su origen periférico, dado que es el mercado más dinámico en aspectos como las hipotecas. Otras provincias importantes como Barcelona, Valencia o Alicante, son sin embargo residuales para ambos ‘players’ y también lo sería para un hipotético futuro grupo.

El grupo conjunto de Unicaja y Liberbank podría llegar a sumar unos 69.000 millones en depósitos de sus clientes, junto con unos préstamos de 55.000 millones de euros.

Lo último en Economía

Últimas noticias