Empresas

El FROB ofreció a Sabadell rescatar Popular pero Oliu se negó: “Es tarea para un banco más grande”

Banco Sabadell
El ministro de Economía, Luis de Guindos y el presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu. (Foto: EFE)
0 Comentar

El Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), organismo dependiente del Ministerio de Economía, encargó a Banco Sabadell el sábado 3 de junio que preparara una oferta para rescatar a Banco Popular tras la decisión del Banco Central Europeo (BCE) de activar el proceso de resolución de la entidad financiera que entonces dirigía Emilio Saracho.

Unas horas después, el presidente del banco catalán, Josep Oliu, comunicó al FROB su decisión de no realizar oferta alguna, al considerar que la reestructuración del Popular “es una tarea para un banco más grande” que el Sabadell.

Así lo han confirmado fuentes cercanas al consejo de administración de la entidad financiera catalana, que desvelan que el FROB no sólo pensó en BBVA y Santander para rescatar al Popular ante la sangría bursátil que experimentó días antes de su intervención, que generó un pánico bancario entre los depositantes que acudieron en masa a retirar su dinero por el temor a perderlo todo. “El sábado nos hicieron la propuesta y ese mismo día nos bajamos del carro”, apuntan las fuentes consultadas.

Y es que el organismo dependiente del Ministerio de Economía temió que ninguna entidad financiera del Ibex quisiera asumir el agujero que tiene el Popular en su balance y que nadie conoce con exactitud. Aunque el Santander ha comunicado al mercado su decisión de ampliar capital en 7.000 millones de euros para afrontar el coste de reestructuración y sanear las cuentas de la entidad, los analistas consultados por OKDIARIO indican que todavía estamos lejos de saber a cuánto asciende en realidad el volumen de capital que será necesario para quitar la losa de los activos tóxicos (fundamentalmente suelo e inmuebles) que hay ocultos en el balance.

“Seguramente haya que esperar unos meses para conocer en detalle a cuánto ascenderá la factura que deberá pagar el banco que preside Ana Botín. De hecho el asesor independiente que ha realizado la valoración distress (de liquidación) del Popular, que es Deloitte, sólo ha sido capaz de señalar que las pérdidas latentes del banco se sitúan entre los 2.000 y los 8.000 millones de euros, lo cual es una horquilla demasiada amplia para poder sacar conclusiones”, señala una fuente que trabaja regularmente con el Banco de España y los reguladores europeos.

La negativa del Sabadell ha realizar una oferta para absorber el Popular no implica que la entidad sea un mero espectador en el proceso de concentración bancaria que se está produciendo en España. El pasado octubre fuentes del banco catalán indicaron que la voluntad “es compradora”, es decir, que será Sabadell el que se fusione con otra entidad liderando el proceso de integración.

En este contexto se han producido rumores en el mercado sobre la posibilidad de que el banco catalán sea el salvador de Liberbank si sufre un proceso similar al del Popular. Antes de que la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) prohibiera a los inversores apostar a que se producirá una bajada de la cotización (mediante operaciones a corto), la entidad presidida por Manuel Menéndez sufrió un desplome bursátil que le puso en la diana de una posible intervención de las autoridades europeas. Aunque fuentes internas indican que de momento no se ha producido la temida huida de depósitos previa a toda resolución bancaria, la realidad es que cuando la CNMV levante el veto a las operaciones a corto Liberbank puede seguir los pasos del Popular.

A este respecto, OKDIARIO ha consultado con responsables del Sabadell, que el banco catalán no está en la carrera por comprar Liberbank. Y es que, aunque eran muchos los que situaban a la entidad catalana como la que tenía más papeletas para llevarse el banco, desde el propio Sabadell explican que “no hay nada ni lo va a haber”, aunque reconocen que “hay bancos de inversión que nos han intentado convencer”.

La última vez que Oliu se ha pronunciado sobre la posible participación del Sabadell en el baile de fusiones fue el pasado marzo, cuando el presidente del Santander dijo en declaraciones a Cinco Días, que “en España no necesitamos o no queremos estar ahora en ninguna operación corporativa porque estamos en fase de aumentar la rentabilidad y el dividendo”.  No obstante, el directivo admitió que “de cara al futuro todo es posible”, siempre que “sean cosas que se puedan asumir en el momento y que no requieran aportación de capital que pueda diluir al accionista más allá de la generación de beneficios lo miraremos”.

Últimas noticias

Lo más vendido