El videoarbitraje no podía corregir ya que el contacto, aun siendo mínimo, existe

El VAR actuó bien: Doukouré golpea a Casemiro dentro del área

Casemiro
Doukouré toca a Casemiro dentro del área.

Existe un leve contacto entre Doukouré y Casemiro, por lo que teniendo en cuenta las particularidades de la acción, el VAR no podía entrar a corregirla al no ser clara y manifiesta.

El Real Madrid vio como se le señalaba a favor su segundo penalti de la noche en el Ciudad de Valencia. Con 1-1 en el marcador, Casemiro cayó fulminado dentro del área del Levante en una acción polémica y en primera instancia dudosa, pero que Iglesias Villanueva decretó sin dudar como pena máxima. Doukouré derriba al ’14’ madridista, que luego exagera la caída, algo que no quita el hecho de que fuera penalti para el árbitro, ya que existe contacto entre ambos jugadores.

Doukouré trata de despejar el balón, pero Casemiro se había anticipado sin que este lo supiera, y en vez de golpear el esférico hace lo propio con la pierna del jugador del Real Madrid. El contacto no es total, sino más bien leve, existe y el penalti decretado por Iglesias Villanueva no podía ser corregido por el videoarbitraje. El VAR actuó correctamente, ya que no se trataba de una acción clara y manifiesta.

El VAR entró en escena para revisar la acción –como hace con todas las que son susceptibles de intervención– y tras unos segundos confirmó que la decisión del colegiado era correcta. Gareth Bale convirtió con tranquilidad el penalti, que adelantaba por segunda vez en la tarde al Real Madrid, y dejaba otra imagen polémica al no celebrar el tanto con sus compañeros.

Lo último en Deportes