"Ahora, pasito a pasito con los fichajes"

hazard
Hazard se hace un selfie en su presentación en el Bernabéu. (Getty)

Tras fichar cinco jugadores antes del mes de julio, el Real Madrid se tomará con calma el verano para dar salida a diferentes futbolistas y para tratar de sumar las últimas incorporaciones.

“Ahora vamos poco a poco”. La mentalidad del Real Madrid respecto al mercado de fichajes tras haber cerrado a cinco jugadores –Rodrygo, Militao, Jovic, Hazard y Mendy– antes de que empiece julio es de ir con pausa. En la cúpula son conscientes de que lo más inmediato ya está hecho y ahora los esfuerzos se deben centrar en las salidas y en trabajar con paciencia la llegada de un centrocampista y, si se puede, poner la guinda a un mercado de fichajes que de momento es sobresaliente con el fichaje de Mbappé.

El Real Madrid ahora tiene que dar salida a un gran número de jugadores. Una tarea complicada, pero muy necesaria. En estos momentos Zidane tiene en plantilla 37 futbolistas, por lo que, como mínimo, 12 jugadores deberán dejar el club blanco en las próximas semanas. Por descontado está que jugadores cedidos como Raúl de Tomás o Theo Hernández no van a regresar y ya se trabaja en diferentes opciones para que busquen acomodo en otros clubes, pero lo más difícil será dar salida a futbolistas de la talla de Bale o Keylor Navas, entre otros.

La directiva del Real Madrid deberá trabajar con calma para convencer a jugadores con contrato como el galés de que deben dejar el club este verano. Y es que, si el Real Madrid quiere acometer el fichaje de un centrocampista y la posible llegada de un crack que cierre definitivamente la plantilla deberá hacer caja para no incumplir un fair play financiero que en estos momentos tiene intacto, ya que todas las adquisiciones que se han hecho hasta la fecha pertenecen al ejercicio de la temporada 2018-2019.

Pogba y la guinda

Por lo tanto, el Real Madrid se va a centrar en dar salida a diferentes futbolistas sin perder de vista el mercado de fichajes. Cuando el vestuario esté un poco más despejado, el club irá a por un centrocampista, el preferido de Zidane es Pogba, aunque Eriksen también es una opción. Tampoco se descarta reforzar el centro de la defensa, siempre y cuando aparezca una buena oportunidad, y esperará la oportunidad de hacerse con Mbappé.

El galo es el gran deseado. Tanto afición como directiva y entrenador le quieren, pero el Real Madrid en ningún momento hará un movimiento que pueda ofender al PSG, por lo que sólo llegará si el propio Kylian decide manifestar su deseo de abandonar el club de París.

Lo último en Deportes