Hogar

Has vivido engañado: estos son los peligros de las freidoras de aire que no conoces

Las freidoras de aire también conllevan unos peligros que debes conocer

Los expertos lo confirman: ve jubilando tu freidora de aire porque no es tan buena como pensabas

Freidora de aire
Tarta de queso en freidora de aire
Janire Manzanas
  • Janire Manzanas
  • Graduada en Marketing y experta en Marketing Digital. Redactora en OK Diario. Experta en curiosidades, mascotas, consumo y Lotería de Navidad.

sLas freidoras de aire han ganado una popularidad sin precedentes a nivel global. Tal y como su propio nombre indica, utilizan aire caliente en lugar de aceite para cocinar alimentos, marcando una diferencia notable en términos de ingesta de grasa y calorías. La reducción en el uso de aceite no solo contribuye a la salud, sino que también mejora la seguridad al eliminar el riesgo de salpicaduras de aceite caliente asociadas con las freidoras convencionales. Sin embargo, las freidoras de aire tienen una serie de peligros que muy poca personas conocen.

Los peligros de las freidoras de aire

Detrás de este electrodoméstico yace un riesgo del que se habla poco: la acrilamida, una sustancia química catalogada como cancerígena para los seres humanos y alertada por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU).

La acrilamida se forma de manera natural en algunos alimentos, especialmente aquellos ricos en almidón como las patatas y los cereales, cuando se cocinan a altas temperaturas. Además de su potencial cancerígeno, esta sustancia puede tener impactos negativos en la salud neurológica y reproductiva.

La Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) advierte que las acrilamidas, asociadas al cáncer de ovario, páncreas, mama y riñón, surgen de manera natural al cocinar alimentos ricos en almidón a elevadas temperaturas y baja humedad, como las patatas y productos con harina de trigo. A pesar de ello, las freidoras de aire logran reducir hasta un 90% la presencia de acrilamidas en comparación con la fritura tradicional en aceite, ofreciendo así un beneficio para la salud.

Sin embargo, es crucial tener en cuenta que, aunque disminuye su concentración, esta sustancia no desaparece por completo, lo que implica que el uso de este electrodoméstico no garantiza la eliminación total del riesgo asociado a las acrilamidas.

Para mitigar la exposición a la acrilamida, se aconseja cocinar los alimentos a temperaturas más bajas y durante períodos más cortos. En este sentido, es recomendable seguir las instrucciones del fabricante al utilizar freidoras de aire y evitar cocinar los alimentos en exceso o a temperaturas muy elevadas.

Otras medidas para reducir la exposición a la acrilamida incluyen la elección de alimentos bajos en almidón, remojar las patatas en agua antes de cocinarlas, evitar el almacenamiento de alimentos a temperaturas muy altas y mantener una limpieza meticulosa de las freidoras de aire para eliminar posibles sustancias perjudiciales.

Otros riesgos

Asimismo, la OCU ha realizado comparativas entre las freidoras sin aceite y las convencionales, destacando las principales desventajas del electrodoméstico que está transformando nuestra forma de cocinar.

En primer lugar, estas freidoras  presentan un mayor consumo energético en comparación con las clásicas. Según la OCU, una freidora de aire consume aproximadamente 390 Wh por hora al freír medio kilo de patatas, un 25% más de energía que su contraparte tradicional.

Por otro lado, los tiempos de cocinado son más prolongados, alrededor de 17 minutos en promedio, frente a los 11 minutos que se requieren para cocinar en aceite. Además, el sistema de ventilación del aire genera más ruido en comparación con las freidoras convencionales.

Más allá de estas comparaciones directas, la organización también destaca algunas observaciones más generales sobre las freidoras de aire, como la posibilidad de requerir múltiples ciclos de cocción para obtener resultados óptimos y las limitaciones de tamaño para familias numerosas, que pueden resultar problemáticas en cocinas pequeñas.

La opinión de Boticaria García

Por su parte, Boticaria García ha hablado sobre las freidoras de aire en el programa de televisión ‘La Sexta’, destacando sus beneficios al requerir menos aceite y considerándolas una opción saludable y económica con menor presencia de sustancias tóxicas en comparación con la fritura tradicional. No obstante, también señaló ciertos inconvenientes asociados a este electrodoméstico.

Menciona que la freidora de aire presenta algunos inconvenientes, como un tiempo de cocción más prolongado y limitaciones en cuanto al tamaño de las porciones y ciertos tipos de alimentos. Además, destaca que la eficacia de este aparato depende de los hábitos culinarios individuales. Si se consumen frecuentemente alimentos fritos, la freidora de aire puede ayudar a reducir la cantidad de aceite utilizada. Sin embargo, si se reemplazan alimentos saludables por opciones procesadas en la freidora, podría tener efectos contraproducentes.

En sus propias palabras: «Depende principalmente de qué solamos cocinar en casa: si comes muchos fritos, te va a ayudar a disminuir la cantidad de aceite; pero si no comes muchos fritos, y vas a dejar de comer verdura al vapor por meterlas en el cacharro y meter patatas en el cacharro ya que lo tienes, pues no», advierte la experta.

Sin embargo, no todo son desventajas. La freidora de aire presenta notables beneficios, según detalla la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU). Una de las ventajas más destacadas es que permite preparar alimentos con menos grasa y calorías, siendo especialmente útil para aquellos productos prefritos congelados, reduciendo así la necesidad de añadir grasas adicionales.

¡Ahora ya conoces los peligros de las freidoras de aire!

Lo último en Curiosidades

Últimas noticias