ayuntamiento de palma

Un ciudadano, al alcalde socialista de Palma sobre las multas cobradas y no notificadas: «Es una estafa»

Ver vídeo
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

Francisco es uno de los cientos de ciudadanos de Palma a quienes el Ayuntamiento les ha cobrado con un notable recargo multas que no han sido notificadas correctamente. Por ello, no vacila y asegura con rotundidad que lo que está haciendo el consistorio presidido por el alcalde socialista José Hila «es una estafa con todas las letras».

«Te quitan el dinero del banco y después tú te tienes que buscar la vida para saber el porqué. En mi caso, hay una sanción por haber pasado por la plaza Weyler, zona restringida, que estoy de acuerdo en pagarla, pero no en que me incrementen el importe hasta en un 600%. He acabado pagando casi 300 euros. Puse un recurso en su debido momento y me lo han denegado. Se escudan en que la geolocalización dice que el repartidor estuvo en mi casa, lo cual es muy elástico y muy poco veraz».

Pero lo peor no es que a Francisco, como al resto de afectados, el Ayuntamiento le haya disparado el importe de la sanción con múltiples recargos por una infracción que desconocían haber cometido, sino que, como indica este vecino de la capital balear, «después he conseguido las notificaciones y no había ninguna firmada por mí. Y así estamos, un año reclamando sin conseguir nada. Es indignante».

Y como Francisco está el resto de ciudadanos afectados, ignorados por el gobierno municipal de coalición de socialistas, independentistas de Més y Podemos, que se niega a rectificar, pese a que la Policía Nacional la primavera pasada detuviera por falsificación de documentos a cuatro trabajadores de la empresa encargada de notificar estas multas municipales, Correo Inteligente Postal (CI Postal).

Los empleados, en un caso que está judicializado, presuntamente falseaban las firmas de los denunciados para ahorrar tiempo y cobrar la correspondiente comisión. Al parecer, se tendría constancia de 23 notificaciones falsificadas entre comienzos de 2020 y el otoño de 2021.

Hila rechaza anular sanciones

El alcalde Hila rechaza anular las sanciones tramitadas por la empresa postal y, como sucedió en el último pleno, ha instado a los afectados a ponerse en contacto con el Ayuntamiento y ante la duda se actuará «siempre a favor del ciudadano, porque esto no se tendría que haber producido».

No obstante, los tres partidos de la oposición municipal (PP, Ciudadanos y Vox) sí que han exigido al gobierno municipal que las invalide por «nulidad de pleno derecho» e «indefensión» de los afectados, tal y como ha venido manifestando el presidente del PP de Palma, Jaime Martínez.

Los populares consideran este problema «gravísimo» y lamentan que se trata de «una situación que el alcalde conoce, que el regidor de turno conoce, pero donde no se hace absolutamente nada».

También desde Vox, su líder y concejal en el Consistorio, Fulgencio Coll, ha propuesto al alcalde, sin lograrlo, que anule todas aquellas multas que no han sido debidamente notificadas y que en el peor de los casos se les aplique una rebaja del 50% dado que nos encontramos para Vox, en un caso de clara «negligencia administrativa».

Lo último en OkBaleares

Últimas noticias