Dietas

La dieta de la patata promete adelgazar 5 kilos en 2 semanas

dieta de la patata
La dieta de la patata promete perder entre dos y tres kilos por semana.
Comentar

La dieta de la patata promete la pérdida de entre dos y tres kilos por semana.

Cada vez hay más personas que desean perder peso. Existe un amplio abanico de dietas, siendo la dieta de la patata una de las más populares que existen gracias a sus beneficios y resultados.

Antes de hacer dieta, es imprescindible que vayamos a un nutricionista, dietista o médico para pautar el ritmo del programa de alimentación.

Claves de la dieta de la patata

La dieta de la patata promete perder entre dos y tres kilos por semana. En el desayuno, se recomienda ingerir una infusión sin azúcar y una rebanada de pan integral con queso magro. En la merienda, lo mejor es consumir un yogur o una pieza de fruta.

En cada comida se pueden consumir 200 gramos de patatas. Durante el almuerzo se puede ingerir una porción de proteínas, huevos o carne. Y, para cenar, patatas acompañadas de vegetales. Se recomienda realizar la dieta de la patata durante un máximo de dos semanas.

Beneficios de la patata

Fibra

Uno de los principales beneficios de la patata tiene que ver con su alto contenido en fibra, favoreciendo así el tránsito intestinal. De este modo, el alimento ayuda a prevenir en gran medida el estreñimiento, una de las principales causas de la hinchazón abdominal.

Potasio

La patata también es muy rica en potasio, un nutriente que tiene incluso mayor cantidad de potasio que el plátano.

Carbohidratos

Este es un alimento que aporta una gran cantidad de carbohidratos al organismo, proporcionando así mucha energía tanto a nivel físico como mental.

Estudios recientes han demostrado que la piel de la patata puede influir de forma notable en el metabolismo, debilitando la resistencia a la insulina por parte del organismo. Así, dificulta que la glucosa se transforme en grasa, razón por la cual se utiliza este alimento en dietas para adelgazar.

¿Cómo cocinar las patatas?

La patata es un alimento con mayor capacidad para saciar el hambre. Es por ello que se considera uno de los mejores alimentos para calmar el apetito y, así, favorecer la pérdida de peso.

Lo mejor es consumir las patatas cocidas o asadas, evitando en cualquier caso las fritas. Las primeras son una fuente muy rica de carbohidratos, mientras que las patatas fritas aportan una cantidad de calorías excesivas al organismo.

Su gran capacidad saciante es mayor que la de otros alimentos como el pan blanco por su alto contenido en almidón. Este alimento ocupa un cierto espacio en el tracto digestivo, ralentizando así la digestión. De este modo, la sensación de saciedad dura más tiempo.

Últimas noticias