Entrevista a la secretaria general del PP

Cuca Gamarra: «No hay un PSOE sin Sánchez y no tiene límites en sus cesiones a Bildu y ERC»

Ver vídeo

Cuca Gamarra habla de las elecciones andaluzas. Y de las futuras generales. No quiere pronunciarse sobre los posibles pactos con Vox porque, según sus palabras, salen a «conseguir una mayoría de gobernabilidad». Pero sí tiene claro que “no hay un PSOE sin Sánchez” y que el presidente del Gobierno «no tiene límites en sus cesiones a Bildu y ERC». Gamarra señala que gobernarán con quien más se acerque a su programa en caso de necesitarlo, porque «deben responder a las demandas reales de la población».

P.- ¿Se puede pactar con el PSOE de Pedro Sánchez?

R.- Pedro Sánchez está siempre dispuesto a asumir cualquier precio que le pongan su socio de gobierno, Podemos, y los independentistas, para seguir ahí, aunque haya otras opciones. Ese es Pedro Sánchez.

P. -¿Pero eso es sólo Sánchez o es el PSOE entero?

R.- Bueno, al final Sánchez lo que ha hecho del Partido Socialista es un partido a su imagen y semejanza que se parece muy poco a lo que hemos conocido en otras etapas, como el Partido Socialista Obrero Español. Y al final, él ha impuesto un modelo de partido que responde también a sus propias ambiciones personales y a su propia manera de ejercer la política, que, sinceramente, dista mucho de cómo es la sociedad española y de cómo era el Partido Socialista. Hasta dónde pueden llegar esas cesiones… Hemos visto la entrega del Sáhara o de la postura que mantenía España con respecto al Sáhara, que le daba una posición de negociación y de fuerza frente a Marruecos. Y hemos visto cómo la entrega de la noche al día sin pasar ni por el Parlamento ni tan siquiera por el Consejo de Ministros. Ahora vemos movimientos extraños. Le acusan de algo que su propia ministra, Margarita Robles, está diciendo que cuenta con todos los avales necesarios, el respaldo judicial para hacer las investigaciones y, sin embargo, parece que está dejando a los pies de los caballos a su propia directora del CNI.

P.- ¿Al Partido Popular actual le preocupa que, si tiene alianzas con Vox, la izquierda califique a Vox de extrema derecha o esos complejos se han acabado?

R.- Nosotros somos un partido que tenemos muy claro que no nos tiene que importar lo que digan otros porque lo que es importante son las preocupaciones y los problemas que tienen los españoles. Y tenemos muy clara que esa es la línea del trabajo diario. Y el trabajo diario se centra en hablar de tú a tú con todos los españoles, con todos, y dar respuestas a sus preocupaciones y seguir hacia adelante, sumando confianza y ampliando nuestro espectro, nuestro electorado.

P.- ¿Qué puede ocurrir en las elecciones en Andalucía?

R.- Estas elecciones se producen casi cuatro años después de las que permitieron que Juanma Moreno llegar a ser presidente de la Junta y que, por tanto, el Partido Popular llegara por primera vez a gobernar la Junta de Andalucía y demostrarle a los andaluces que sabíamos gobernar, que sabemos gobernar y que nuestros gobiernos eran positivos para ellos. Y ese miedo que intentaba la izquierda inculcar a lo que iba a significar la llegada del PP al frente de la Junta. Demostrarles que no sólo era todo mentira, sino que se ha convertido en una grandísima oportunidad, que hemos convertido a Andalucía en una región próspera con políticas del Partido Popular, con una coalición que ha sido estable y que ha dado seguridad y tranquilidad en momentos muy complicados.

A los andaluces, Juanma Moreno les ha demostrado, primero, que no deben tener miedo, sino todo lo contrario, que bajando impuestos, gestionando bien, se podía revolucionar la economía andaluza y que no tenían por qué ser el vagón de cola de la sociedad española, sino que podían ser la locomotora en el crecimiento económico, en creación de empleo y, por tanto, el Estado de bienestar. Y estamos convencidos de que el buen trabajo tiene recompensa. ¿Cómo se materializa esa recompensa? En confianza, que son votos. Y estamos convencidísimos de que ese buen trabajo, esas buenas políticas, esos buenos resultados que hoy viven los andaluces, y que no quieren renunciar a que sigan generándose, se va a materializar en una mayoría del Partido Popular con Juanma Moreno ganando esas elecciones con una mayoría suficiente para seguir gobernando esa comunidad autónoma.

P.- Y si el PP necesita pactar, lo hará con Vox como en Castilla y León?

R.- Yo estoy convencida de que los andaluces que tienen que hablar el 19 de junio les corresponde a ellos decir qué es lo que quieren. Van a dar un respaldo mayoritario al Partido Popular y a Juanma Moreno para que pueda gobernar con tranquilidad, que lo pueda hacer con una mayoría suficiente y que lo pueda hacer en solitario.

P.- En caso de necesitar apoyos tras las futuras elecciones generales, ¿el PP prefiere un hipotético apoyo del PSOE en la investidura o un pacto con Vox?

R.- Creo que no hay que entrar en suposiciones y en hablar de escenarios que no se han producido porque, sobre todo, no tenemos ni tan siquiera una convocatoria electoral. Pero es que además creo que hay que cambiar la manera de afrontar el diálogo con los ciudadanos. Los ciudadanos están hartos de escuchar sumas de escaños el día después de las elecciones y creo que lo que quieren, y eso es lo que queremos hacer en el Partido Popular y lo que estamos haciendo, es escuchar qué es lo que propone cada uno. Y eso es lo que nosotros vamos a plantear. No queremos sumar. Salimos a ganar y salimos a ganar con un programa claro que ofrezca soluciones. Soluciones para la economía de los españoles, para que no tengamos que ser los últimos europeos en recuperarnos, para que no tengamos que ver cómo los portugueses tienen una inflación que es un 85% menor que la española. Por qué tenemos que resignarnos a eso y a demostrarles que queremos unas instituciones fuertes, un país con una proyección exterior que sea la que este país merece. Y todo ello, además, lo queremos hacer directamente con todos y cada uno de esos ciudadanos. Y eso es a lo que nos vamos a dedicar a trabajar con ellos, a configurar ese proyecto de futuro que el Partido Popular tiene y quiere ofrecerles. Y además hacerlo con personas que, como Alberto Núñez Feijóo, tienen esa experiencia acreditada y buscando que los equipos estén conformados por los mejores.

P.- ¿Se lo pregunto de otra manera: entonces, en caso de necesitar pactos, ¿será con aquellos cuyos programas más se acerquen al del Partido Popular?

R.- Bueno, yo creo que en caso de necesitar pactos será el momento de analizar cómo los españoles han decidido que quieren que sean esos pactos.  Entiendo la pregunta, pero es que creo que hay que tener un enorme respeto a lo que significa el voto y ese ejercicio que es de los españoles y que no debemos materializarlo en cómo se suman o no, nosotros queremos decirle a los españoles que cuanto más seamos, mejor y que lo que queremos buscar y aspiramos a tener es una mayoría suficiente para gobernar en solitario y que de ellos es la palabra y ellos van a decidirlo.

P.- Se lo termino de preguntar de la última manera y desde el otro rincón ideológico: ¿El PP ve algo que le pudiese llegar a acercar al PSOE para intentar buscar algún tipo de acuerdo de investidura?

R.- Pedro Sánchez. En el Partido Socialista lo que hay es Pedro Sánchez, nada más. Y no nos equivocamos, lo tenemos muy claro. Esto es así. El machismo es ese concepto en el cual el líder ha decidido al final ser él también  el propio partido, independientemente de la historia que haya tenido el Partido Socialista. Pero nosotros tenemos muy claro cuál es nuestro papel. Nosotros somos un partido de gobierno y un partido de Estado y ponemos por encima de otras cuestiones y de otros análisis lo que se debe hacer, lo que debemos hacer por y para los españoles.

Momentos complicados

Y cuando llega un momento complicado, como ha podido llegar el de la guerra de Ucrania, no nos planteamos quién es el presidente del Gobierno, sino qué debe hacer España y qué necesita de nosotros, del Partido Popular, ante una amenaza como lo que significa la invasión de Ucrania por parte de Putin, teniendo muy claro que no es un ataque sólo a Ucrania, sino que están en cuestión los valores europeos, los valores democráticos. Y esa pregunta nos la hacemos constantemente en cualquier situación, y respondemos a eso y tenemos claro que hay un Gobierno y se lo ofrecemos a Sánchez  porque es el Gobierno, pero decide rechazarlo.

Sánchez deberá dar explicaciones a los españoles de por qué rechaza esa mano tendida en muchos momentos, cuando no tiene ni el apoyo de sus socios parlamentarios o su socio de Gobierno. Y en ese sentido, esa es nuestra labor. Y luego están las responsabilidades de cada uno, la responsabilidad del Partido Popular, que, como le digo, es la alternativa y es el principal partido en estos momentos de la oposición, que ha gobernado y que vamos a volver a gobernar, es estar a la altura de las circunstancias. Marruecos rompe una política de consenso. Nuestra responsabilidad es pensar qué debe hacer el Partido Popular, qué esperan los españoles de nosotros, un partido de Estado, un partido que defiende los consensos y por tanto, denuncia la actuación y la actitud de Pedro Sánchez. Y no sólo la denuncia, sino que la defiende en el Parlamento y logra mayorías para que al final el Parlamento se posicione, emita su posición, que en este caso demuestra que el presidente del Gobierno actúa al margen del propio Congreso de los Diputados, en la política, en una política de Estado. Y eso es lo que vamos a seguir.

Lo último en España

Últimas noticias