Economía

El canciller alemán Scholz advierte a Sánchez de la importancia de recuperar las reglas fiscales en Europa

Pedro Sanchez y Olaf Scholz
Pedro Sanchez y Olaf Scholz.

El canciller alemán Olaf Scholz ha apostado este lunes por volver al Pacto de Estabilidad por entender que es lo que ha dado el marco y las bases para poder acordar el Fondo de Recuperación. Sin embargo, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha apostado por reformar las reglas fiscales porque «son demasiado complejas» y «difícilmente cumplibles» en el contexto de pandemia.

En este sentido, ha pedido un debate integrador y sin crear bloques para abordar la sostenibilidad financiera a medio plazo de los países más endeudados. Así lo han afirmado ambos durante la rueda de prensa posterior al encuentro que han mantenido hoy en Moncloa. En este sentido, el canciller alemán ha sido muy claro: «Efectivamente el pasado ha mostrado que cuando resolvemos conjuntamente los problemas económicos en la UE es cuando mejor nos va. Y el pacto de estabilidad nos ha dado el marco necesario para el fondo de recuperación».

Y ha añadido que está claro que Alemania quiere construir sobre las experiencias del pasado y considera que han sido capaces de hacer lo necesario para ello. Por eso, ha señalado que «es importante» para su país «tenerlo como perspectiva de que Europa también, en los próximos años, caminará de la mano y eso se hace sobre la base del pacto de estabilidad que nos ha servido de marco para operaciones tan dramáticas y que también nos ayudará en el futuro a hacer lo correcto».

Además, ha explicado que la mayor parte de estos fondos europeos todavía no se han desembolsado, ya que acompañaran a todos los países de Europa en los próximos años. Pero cree que con eso también se podrá dar respuesta a las tareas de futuro porque la inversión que se ha movilizado es «algo para los próximos años».

Sin embargo, el presidente español había planteado ya al inicio de su intervención y antes de que el canciller Scholz apostase por volver al Pacto de Estabilidad, que se reformen las reglas fiscales. En este sentido, Sánchez ha afirmado que, durante la reunión con Scholz, ambos países han coincidido en que las «reglas fiscales que actualmente están suspendidas son demasiado complejas y difícilmente cumplibles en el contexto de la pandemia».

Por este motivo, el jefe del Ejecutivo español ha dicho que «el Gobierno de España considera importante reformarlas teniendo en cuenta dos consideraciones». La primera de ellas, ha dicho, dar respuesta al reto climático que piden los jóvenes y la transformación digital que «en muchas ocasiones ambas van de la mano», y en segundo lugar garantizar la sostenibilidad finanzas a medio plazo.

Pero, tras las preguntas de los periodistas, Pedro Sánchez ha precisado que este asunto se debe abordar en Europa desde una «perspectiva integradora, no por bloques, inclusiva» para dar respuesta a la «prioridad» de Europa en estos momentos que, ha insistido, es abordar la sostenibilidasd de las finanzas públicas a medio plazo y «abordar la decisiva tarea de la transición ecológica y transformación digital que va a exigir apalancar inversión privada, pero va a necesitar del liderazgo de la inversión pública».

Sánchez, que ha afirmado que España estará en una posición «constructiva», ha recalcado que «no es bueno que haya bloques de unos países defendiendo una postura y otros países defendiendo otra», sino que ha apostado por trabajar «entre todos los gobiernos, de manera unida y silente», para abodar esta cuestión tanto a la hora de consolidar la recuperación como para hacer frente a las tareas que tienen por delante.

Diferencias en cuestiones energéticas

Sobre el mercado enerético, Pedro Sánchez ha dicho que han abordado este asunto pero ha admitido que tienen «visiones diferentes». No obstante, ha señalado que lo que ha compartido con el Canciller alemán es que en el debate en relación con la taxonomía, España va a tener una posición constructiva.

Pero ha precisado que tiene que ser «realmente verde» y en ese contexto, ha pedido no confundir los debates, ni confundir un mix energético con las inversiones que realmente se van a considerar verdes. Por su parte el canciller alemán ha señalado que en la actualidad hay grandes retos en torno al sector energético dados los precios de las materias primas y del gas que son, ha dicho, «inéditos» y ha añadido que esto «puede durar un tiempo».

Por ello, ha apostado por abordar de forma conjunta esta cuestión y «actuar juntos» en el marco global. En este sentido, ha propuesto continuar con el camino por el que ambos países han optado, es decir, por ampliar las energías renovables que «dan más independencia y que también son la base para el aprovisionamiento de energía asequible para los ciudadanos en el futuro».

Lo último en Economía

Últimas noticias