El Real Madrid cierra la eliminatoria frente a Gran Canaria con un 3-0

Rudy y Carroll completan el pleno y sellan el pase del Real Madrid a la final de la Liga Endesa

Real Madrid
Rudy entra a canasta ante la oposición de Paulí. (EFE)
Comentar

Victoria, pleno y a por el título. El Real Madrid selló su pase a la final de la Liga Endesa tras derrotar a Herbalife Gran Canaria (92-99) en el tercer encuentro de la eliminatoria, un partido competido y en el que los canarios sólo cedieron en los últimos minutos ante la mejor versión de Jaycee Carroll y Rudy Fernández, dos veteranos que han llegado en el mejor momento de forma posible al tramo final de temporada, posibilitando, junto al resto de compañeros, un pleno del vigente subcampeón en lo que va de Playoffs.

Al igual que los dos partidos precedentes, los mejores minutos de Gran Canaria se vieron en la primera mitad. Liderados por el clásico Oliver y un gran Rabaseda, los locales animaron a su afición a confiar en un cuarto partido y frenar la primera unidad del Real Madrid, que no encontró la continuidad en sus acciones.

Las pocas ventajas caían del lado de los isleños hasta la entrada a la pista de Llull y Rudy, la pareja matadora del Madrid en la noche del jueves en Gran Canaria. Los baleares tomaron el testigo de sus compañeros con firmeza y desde el triple o con penetraciones inverosímiles que auparon al Real al liderato, esfumado para convertirse en un empate antes del descanso gracias a la gran labor de los titulares de Herbalife.

Con una línea de exteriores tan profunda, polivalente y talentosa, contar con un gigante como Tavares provoca la imposibilidad de freno por parte del rival, sea cual sea el contexto. El pívot de Cabo Verde volvió a cambiar los tiros de sus ex y anduvo muy acertado en ataque para rematar los pases de sus compañeros.

Rudy encarrila y Taylor finiquita la serie

La aportación de Edy y la de Carroll sirvieron para que el Madrid hiciera un amago de despegue en el tercer cuarto, en el que acostumbra a romper los partidos. Esta extraña pareja trató de ser neutralizada por la magnífica dirección de Mekel y la muñeca de Aguilar, pero el esfuerzo de equipo y afición no parecían alcanzarle a Gran Canaria para igualar el luminoso.

Unos nuevos minutos inspirados de Rudy estiraron el chicle de la ventaja madridista, pero la relajación en defensa en un nuevo marcador abultado en la serie permitieron soñar a Herbalife. Con menos de dos minutos por jugarse, Eriksson enchufó un triple desde casi nueve metros que levantó el Gran Canaria Arena, pero primero Llull y más tarde Taylor, este después de un nuevo triple de Báez, cerraron el partido y la eliminatoria para un justo finalista que volverá a la final para resarcirse de la derrota de la pasada campaña.

Últimas noticias