El disco de música que la NASA envió al espacio para extraterrestres

El disco de música que la NASA envió al espacio para extraterrestres
El Voyager 1 fue una de las aeronaves que enviaron una copia del disco de la NASA

¿Qué mejor que música y sonidos para conocer sobre la historia de un pueblo y su evolución? Así lo pensó la NASA en 1977 cuando decidió enviar al espacio dos copias de un disco de música lleno de canciones y sonidos de la Tierra por si algún ser extraterrestre lo encontraba.

The Voyager Golden Record es el título de este CD, que en español significaría algo como «la grabación dorada viajera».  La esperanza era que algún tipo de vida extraterrestre los recogiera y pudiera conocer cómo es la vida en la Tierra.  Posiblemente nadie lo encontró, pero ahora cualquier ser humano podrá disfrutar de él.

En el mes de diciembre se comenzó a comercializar este disco de música y a partir de febrero se podrá obtener en su versión en vinilo después de la campaña de financiación que realizó Ozma Records para vender una cantidad limitada de estos.

Mozart, Louis Armstrong, trenes y bebés llorando

El disco de música que la NASA envió al espacio para extraterrestres
El disco contaba con canciones, sonidos y fotografías./ NASA/JLA

La música y sonidos que incluía este CD era de lo más variopinto. Desde la palabra «hola» en 55 idiomas hasta música tradicional de países como Perú, Japón, Australia o Azerbaiyán. También incorporaba canciones de Mozart, Bach o Beethoven o Melancholy Blues de Louis Armstrong, entre muchos otros. Así mismo, contaba con una selección de sonidos de la Tierra como el ruido emitido por los trenes, llantos de bebé, ballenas, señales en código morse o el sonido de la lluvia.

Según la NASA, el disco también incluye fotografías de astronautas, madres cuidando de sus hijos y un violín.  La intención era transmitir la historia de la vida humana. El Presidente de Estados Unidos en aquel entonces, Jimmy Carter, incluyó un mensaje en el que explicaba que dicho disco era un «regalo desde un pequeño y distante mundo».

El album original continúa flotando en el espacio y se deberían encontrar en perfectas condiciones. Fue realizado con cobre y cubierto con oro para protegerlo de temperaturas extremas y radiación. Además incluyeron directrices para explicar cómo reproducir dicho disco de música.

El disco fue diseñado por un comité de científicos y especialistas entre los que se encontraba, por ejemplo, el célebre Carl Sagan.

Lo último en Curiosidades y noticias increíbles

Últimas noticias