Embarazo

Manchas en la piel durante el embarazo: dónde aparecen y cómo tratar

Los melasmas en el rostro, las estrías o la línea oscura en la barriga son las típicas manchas en la piel durante el embarazo. Por suerte todas ellas se pueden tratar.

manchas piel embarazo
Qué manchas aparecen en la piel durante el embarazo y cómo tratar

Durante el embarazo el cuerpo de la mujer cambia para adaptarse al desarrollo del feto. Tanto es así que para la formación de la incipiente barriga, es normal que la piel se ponga a prueba y se estire, pero también debido a las hormonas, pueden aparecer distintos tipos de manchas, de las que os queremos hablar ahora. Veamos entonces qué manchas de la piel aparecen en el embarazo, en qué zonas y cómo se pueden tratar.

Manchas en la piel durante el embarazo: dónde aparecen y cómo tratar

manchas piel embarazo

Melasmas, la famosa línea negra que aparece en la barriga o también las estrías, son algunas de las «marcas» o manchas que aparecen en la piel de prácticamente todas las embarazadas. En la mayoría de los casos, todas ellas son tratables o de hecho, desaparecen una vez hemos dado a luz, pero también será bueno tratarlas, con el fin de evitar que aparezcan o conseguir eliminarlas del todo.

Melasma

Entre las imperfecciones cutáneas más molestas relacionadas con el embarazo tenemos el melasma. No te asustes por el nombre: no es nada grave ni peligroso sino solo una alteración en la pigmentación de la piel. Aparecen en la cara antiestéticas manchas de color marrón oscuro , especialmente en las mejillas, las sienes y la frente: por esta razón, al melasma también se le llama «máscara del embarazo». La aparición de las manchas está ligada tanto a una determinada predisposición genética como sobre todo al aumento de los niveles de estrógenos y progesterona .

¿Qué hacer para combatir este fenómeno? En primer lugar, evita la exposición al sol , que fijaría aún más la melanina y dificultaría la reabsorción de la mancha. La desaparición o permanencia varía según el tipo de mancha y el sujeto: si aparecieron durante el primer embarazo es más fácil que ocurra también durante el segundo, sobre todo si se tomaron anticonceptivos orales entre los dos.

Mediante un examen dermatológico específico se podrá comprender el tipo de melasma y por tanto cómo se puede tratar, según responda positivamente o no a los productos despigmentantes. Sin embargo, el uso de este tipo de tratamientos aclaradores (o micropeeling o láser) es recomendable y debe considerarse solo después del parto, una vez que se hayan restablecido los niveles hormonales normales.

La línea negra o línea oscura 

Otra imperfección ligada al color de la piel es la línea oscura. También en este caso se debe a una producción excesiva de melanina que por lo general, se produce durante el segundo trimestre del embarazo, formando una franja marrón de aproximadamente un centímetro de ancho entre el pubis y el ombligo (ya veces incluso más hacia el esternón). La falta de ácido fólico podría favorecer la aparición de la línea negra, por lo que una dieta con muchas verduras de hoja verde, ricas en ácido fólico, puede ser útil durante el embarazo. Normalmente sin embargo, desaparece de forma natural a las pocas semanas del nacimiento y no requiere ningún tratamiento específico.

Estrías

A nivel de imperfecciones, las estrías son las enemigas número uno de las embarazadas, aquellas contra las que toda futura madre busca su propio remedio infalible y personalizado. No todas las mujeres las padecen pero, si ocurren, las estrías suelen aparecer alrededor del cuarto mes. Aquí también juega un papel fundamental la predisposición genética, pero si quieres prevenir la aparición de estrías tienes que tomar en serio la elasticidad de tu piel , que durante el embarazo está sometida a tensiones y «estiramientos» poco comunes.

Por tanto, el consejo es mantener la piel hidratada a diario especialmente en las zonas más propensas a la aparición de estrías: abdomen, glúteos, caderas, muslos y mamas. Hay muchos cosméticos en el mercado para este propósito, pero una valiosa ayuda proviene de productos naturales como el aceite de almendras y el aceite de germen de trigo . En caso de que las estrías ya hayan aparecido, has de saber que pasan por una fase completamente normal de «enrojecimiento» antes de convertirse en las rayas blancas «clásicas». En este punto, la única solución definitiva real es la cirugía estética: existen técnicas relacionadas con la micro dermoabrasión o luz pulsada de alta intensidad. Todas las técnicas deben considerarse obviamente solo después del parto.

Lo último en Bebés

Últimas noticias