Animales

Mastitis en gatas: qué hacer, remedios caseros y tratamientos

La falta de higiene es una de las principales causas de la mastitis

Mastitis en gatas
Mastitis en tu mascota

La mastitis en gatas es como se denomina a la inflamación de las glándulas mamarias. En función de la gravedad de cada caso el número de glándulas afectadas puede variar. Se trata de un problema relativamente común después de que la gata dé a luz a sus crías y sucede cuando alguna de ellas muere o se desteta de manera repentina, de tal manera que no queda ningún cachorro al que amamantar.

Causas de la mastitis en las gatas

La mastitis se puede convertir en una infección si la gata vive en un espacio poco higiénico e insalubre. Esto ocurre cuando se infecta de alguna de las siguientes bacterias: la Escherichia Coli, los estreptococos y los enterococos.

Aunque puede variar según el caso, lo más común es que la infección comience en el pezón y ascienda hacia las glándulas mamarias. En la primera etapa de la enfermedad la gata apenas presenta síntomas ya que la mastitis comienza con una inflamación muy leve. Pero pronto evoluciona hacia una infección de carácter grave y, en el peor de los casos, puede derivar en una mastitis gangrenosa.

¿Cuáles son los síntomas más graves?

Los síntomas son diferentes según el estadio en el que se encuentre. Es importante prestar mucha atención a cualquier signo de alarma en la gata. Si se niega a amamantar a sus crías o si la camada no aumenta de peso en los primeros días tras el nacimiento, es una señal muy clara de que algo no va bien.

A medida que la mastitis avanza las mamas se hinchan, y la leche empieza a tomar viscosidad. La gata puede perder el apetito, tener fiebre y vomitar.

Es importante acudir al veterinario a la mayor brevedad para que le haga un chequeo y determine cuál es el tratamiento más oportuno.

Tratamiento

La lactancia de los gatos puede durar hasta 12 semanas, y es importante saber que el tratamiento de la mastitis se puede llevar a cabo sin interrumpirla. El veterinario sólo recomienda apartar a los cachorros de la madre si se ha diagnosticado mastitis gangrenosa o si hay abscesos.

El tratamiento más habitual de la enfermedad consiste en la administración de un antibiótico de amplio espectro como la amoxicilina. La duración aproximada es de tres semanas si no hay complicaciones, y se puede aplicar en casa.

Estos son los datos más importantes a conocer sobre la mastitis en gatas.

Lo último en Mascotas

Últimas noticias