Mascotas

Cómo practicar el doga o yoga para perros

El doga o yoga para perros es una de las últimas tendencias entre los dueños de perros, para ponerse en forma y pasar un tiempo agradable con nuestra mascota.

doga o yoga para perros
Todos los pasos para practicar doga, o yoga con perros

Si tienes perro en casa, seguro que ya lo debes sacar de paseo a diario para que se ejercite y sobre todo pueda distraerse un poco, pero además puedes aprovechar cualquier paseo por el parque para practicar un poco del llamado «doga» o yoga para perros. Veamos entonces en qué consiste y Cómo practicar el doga de forma fácil y divertida.

El doga es la última tendencia estadounidense, aunque su origen reside en Japón. Su nombre proviene de un juego de palabras bastante obvio: Dog + Yoga y la disciplina no es más que yoga que podemos practicar junto a nuestro perro. Los beneficios de esta actividad física, no solo te permitirán ejercitarte como sueles hacer con el yoga, sino que además servirá para probar algunas asanas o posturas complicadas con tu perro, pero ciertamente regeneradoras para el cuerpo y el espíritu.

Pasos para practicar el doga o yoga para perros

como practicar doga

  1. Como sueles prepararte a la hora de hacer yoga, lo básico es llevar ropa cómoda y tener un espacio, ya sea al aire libre o dentro de casa, en el que puedas estirarte y realizar las posturas sin que nada te moleste. En el caso del doga, tener espacio y relajación será más importante ya que si el perro percibe un ambiente cómodo y seguro, no se mostrará nervioso a la hora de practicar contigo.
  2. El doga se centra mucho en algunas posiciones específicas. Entre las que puedas comenzar a practicar tenemos la del «adho mukha svanasana» (postura del perro boca abajo), que prevé la postura del cuerpo humano (y, en consecuencia, también la del perro canino) en forma de triángulo. En los perros corresponde a la posición de «estiramiento» , con las caderas hacia atrás y el hocico hacia adelante.
  3. Por otro lado, las posturas del Yoga en las que puedes estirar brazos y piernas pueden servirte para coger a tu perro en brazos y estirarte mientras lo sostienes. También tumbado sobre una esterilla, puedes colocar al perro apoyado en la planta de los pies y subir lentamente.
  4. Piensa además que dependiendo del tamaño y la raza del perro habrá posturas que serán más o menos complicadas. Debes comenzar practicando posturas sencillas para el animal, y acordes a su tamaño.
  5. Importante es tener también en cuenta los ejercicios de » estiramiento muscular» y respiración inducida, entre los cuales hay uno que fácilmente atraerá la atención de tu mascota: el de la mirada. Los ejercicios de este tipo implican un contacto visual muy intenso y directo con el animal.
  6. Aunque no lo parezca, el doga no deja de ser una disciplina del yoga, que al introducir a los perros, alivia el estrés y la ansiedad de los dueños pero además, es una actividad que te servirá para pasar mucho más tiempo con tu perro.

Lo último en ¿Cómo se hace?

Últimas noticias