ayuntamiento de madrid

Villacís ordena “distanciarse” de PP y Vox y propone votar ‘no’ a los Presupuestos de Almeida

villacis-almeida-union-madrid-mocion-censura-pp-ciudadanos
El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y la vicealcaldesa, Begoña Villacís.

Ciudadanos busca su hueco en el Ayuntamiento de Madrid. Y, según fuentes internas de este partido, no es precisamente cerca de las políticas de José Luis Martínez-Almeida y de Vox, sino todo lo contrario: “Hay que distanciarse lo máximo posible de Vox”, afirmó Begoña Villacís en algunas de las últimas reuniones con su equipo. Una frase que, según las mismas fuentes internas, ha ido acompañada de «apartarse de las políticas del PP». El plan para poner en valor a Cs surge en plena negociación de los Presupuestos de la capital de España. Villacís ha llegado incluso a plantear votar ‘no’ a las cuentas de Almeida, una propuesta que ha encontrado el rechazo entre miembros de su propio equipo.

La última enganchada entre Almeida y Villacís no es lejana. Surgió a raíz del anuncio de una supuesta candidatura de Madrid a los Juegos Olímpicos. «¿Madrid va a aspirar a organizar unos Juegos Olímpicos?», preguntaron los periodistas a la líder naranja de la capital de España y vicealcaldesa. «Sí, sí va a aspirar a organizar unos Juegos Olímpicos. De hecho yo, cuando ya estaba en la oposición, lo adelanté: era uno de los sueños que yo tenía para Madrid», afirmó sin matices Villacís. «¿La cita sería optar a los Juegos de 2036?», volvieron a insistir los periodistas. «2036. Madrid merece ser sede olímpica», añadió la vicealcaldesa.

Lo cierto es que el anuncio fue más de Villacís que de Madrid. Y es que nada de lo que dio por seguro lo era, ni mucho menos. Y, fruto de ello, llegó el desmentido del entorno del alcalde José Luis Martínez-Almeida. «Ante el aluvión de preguntas que estamos recibiendo, os aclaramos que desde la Alcaldía desmentimos que Madrid esté en estos momentos aspirando a presentarse a los Juegos Olímpicos de 2036”.

Se trata del último capítulo de una estrategia errante de Cs causada básicamente por las malas encuestas electorales del partido naranja en Madrid. Y fuera de Madrid.

El rumbo de Ciudadanos

Cs ha perdido el rumbo tras tomar el timón nacional Inés Arrimadas y busca un extraño hueco difícil de definir: estar con la derecha, pero sin ser ella, despreciando a Vox, y criticando al PSOE por sus pactos separatistas, proetarras y comunistas, pero acercándose a los socialistas para pactar y, todo ello, sin hacer ascos a apoyos puntuales a esas alianzas procedentes de los comunistas a los que combaten en cada sesión parlamentaria.

Un extraño lío que ha dejado su huella en las encuestas de intención de voto. Y en Madrid, Villacís, según fuentes internas de su partido, ha optado por una versión de esa curiosa estrategia: “Distanciarse lo máximo posible de Vox” y «distanciarse de las políticas del PP», tal y como ha definido el plan ante sus compañeros de partido.

Eso implica, según las indicaciones internas, acercarse a Recupera Madrid, por ejemplo, para negociar el plan del nuevo Madrid Central. Y poner en valor un posible acercamiento a postulados de izquierda, por ejemplo, en los próximo Presupuestos municipales. Hay que recordar que Recupera está compuesta por antiguos podemitas aún presentes en el Pleno: esta formación está compuesta por Marta Higueras, José Manuel Calvo, Luis Cueto y Felipe Llamas, ex carmenistas que buscan, según sus propias palabras, desbancar al PP y Ciudadanos del Gobierno municipal para construir una alternativa de todas las fuerzas políticas “que recupere Madrid desde la perspectiva progresista”.

Villacís no ha dudado en acercarse al PP, en vez de alejarse, en otras ocasiones. Pero el último giro nacional de Cs ha llevado a difuminar esos planes para, al contrario, poner en valor la fuerza aún existente en Cs, aunque sea sumándola a partidos de izquierdas.

Margen para crecer

El PP hace ya meses que teme estos movimientos, especialmente tras el ataque al Gobierno del PP en Murcia con la moción de censura fallida o el plan, también frustrado, para hacer lo mismo en el Gobierno autonómico de Madrid.

Por eso los populares no se confían. Y en la sala de máquinas del PP consideran que aún hay margen para crecer y captar más voto de Ciudadanos, pese al trasvase ya conseguido y que se sigue produciendo, como revelan los sondeos. Por ello, en Génova, según fuentes del PP consultadas, hace tiempo que perfilan un plan denominado ‘Arrimadas sin escaño’, que se resume en dejar a los naranjas por debajo del 2%, esto es, sin representación en la Cámara Baja, para dar los de Pablo Casado un salto cualitativo hasta los 140 escaños. Una subida clave en términos de gobernabilidad.

OKDIARIO se ha puesto en contacto con Begoña Villacís, quien ha negado que vaya a acercarse al PSOE en la negociación de Presupuestos. Pese a ello, sí ha admitido un acercamiento a Recupera en el planteamiento del nuevo Madrid Central. Villacís señala que, si hubiese deseado ese acercamiento general a la izquierda, «podría haber sido ya alcaldesa» y no ha querido hacerlo. Pese a ello, fuentes de la máxima solvencia han asegurado a este diario que la estrategia de poner en valor a Cs por medio de un acercamiento general a la izquierda se ha puesto encima de la mesa de su partido en Madrid.

Lo último en España

Últimas noticias