Animales invertebrados

Reptiles: Características principales y tipos de reptiles

reptiles
Los reptiles son fundamentales para el ciclo de la vida en nuestro planeta.

Los reptiles se definen como uno de los seis grupos fundamentales de animales. Junto con los mamíferos, las aves, los peces y los anfibios, los reptiles forman parte del grupo de los animales vertebrados. Existen 8.240 especies diferentes de reptiles aproximadamente, entre las que se incluyen las serpientes, las tortugas y los lagartos.

Los reptiles son unos seres vivos tan peculiares como bellos de los que no conocemos aún muchas cosas. Escamas, pupilas verticales, larga cola, y la lengua bípeda son algunos de los rasgos más destacados de unos animales espectaculares que conviven con el ser humano en el día a día. Quien no ha visto alguna vez una lagartija, una serpiente o un cocodrilo y se ha sorprendido por la espectacular fisionomía de su cuerpo. Un aspecto característico que les sirve para adaptarse a cualquier tipo de entorno.

Los reptiles son fundamentales para que el ciclo de la vida en nuestro planeta continúe como hasta ahora. Por eso hemos querido fijarnos en esos curiosos animales y desvelar algunos de los rasgos básicos que los definen. 

Unos organismos extraordinarios

reptiles
El camaleón es una de las especies más peculiares

Los reptiles se enmarcan dentro de una clase parafilética de animales vertebrados amniotas que pueden darse en todo tipo de entornos y ecosistemas. Unos animales que emergieron de anfibios ancestrales hace más de 300 millones de años y que se diferencian del resto por su capacidad de habitar en hábitats terrestres sin la necesidad vital de estar sumergidos en el agua. Las escamas se enmarcan como el rasgo principal de unos organismos que utilizan estas formaciones como una especie de caparazón protector que les permite almacenar la humedad corporal. Un escudo que les resguarda de los ataques de los depredadores y les dota de una destacada movilidad.

A la hora de reproducirse, los reptiles son capaces de poner huevos de cascara dura desarrollados en el propio embrión de sus madres. Un lugar perfecto para el crecimiento de las crías, ya que las escamas generan la temperatura idónea para el progreso de las mismas. Asimismo, algunas especies de reptiles son capaces de regular su temperatura corporal con el simple hecho de cambiar de lugar. Por lo tanto, estos animales se convierten en unos feroces depredadores que son capaces de adaptarse a cualquier tipo de entorno.

Características de los reptiles

reptiles
Dragón de komodo

Tipos de reptiles

Podemos dividir a los reptiles en cuatro grupos: Anapsida, Squamata, Crocodylomorpha y Rhynchocephalia que conforman un rango aproximado de 8000 especies diferentes.

Sangre fría

Los reptiles son organismos cuadrúpedos en los que la sangre fría se enmarca como una de sus características más destacadas. La sangre se desplaza a través de un complejo sistema circulatorio de doble circuito perfectamente adaptado al cuerpo de cada especie. Tienen un corazón con cuatro cavidades y no se produce la mezcla de sangre arterial y venosa en el corazón.

Reproducción

Cabe destacar que los reptiles fueron claros dominadores de una época, la Era Mesozóica, que es conocida comúnmente como la "Edad de los Reptiles". Los reptiles son animales ovíparos, es decir, se reproducen mediante huevos.  Estas espaecies utilizan la fertilización interna para procrear y son las hembras las que conservan los huevos en el interior de su cuerpo hasta que las crías están preparadas para nacer.  Los embriones definen su sexo dependiendo de la temperatura a la que estén expuestos durante la incubación. Sin duda, unos seres vivos extraordinarios.

Lo último en Curiosidades

Últimas noticias