Desde 2014

El documental ‘Yo Juan Carlos I’ sigue vetado en España

El documental ‘Yo Juan Carlos I’ sigue vetado en España
Comentar

Tres años después de que se grabara en el Palacio de la Zarzuela con todas las bendiciones del equipo del anterior jefe del Estado, el programa no se ha emitido y sigue arrumbado en el cajón de algún directivo de Prado del Rey con la excusa de que su contenido está descontextualizado y carece de interés, ya que trata de un Rey que ya no lo es. El documental fue coproducido por Televisión Española y la empresa francesa Cinétévé en 2014. En su hora y media de duración, el Rey Juan Carlos habla por primera vez sobre asuntos tan relevantes como la soledad que sentía los primeros años de estancia en España, su relación con Franco al que atribuye un carácter hermético, su dolor al ser responsable del accidente que provocó la muerte de su hermano Alfonso de un disparo en la frente —al que quería mucho y sigue echando mucho de menos— y el dolor de los 800 malos momentos que le causaron las muertes de las 800 víctimas del terrorismo.

Se trata de un documento único, y hasta ahora inédito en España, sobre el que pesa un veto injustificable sobre el que los responsables del Palacio de la Zarzuela también se desentendieron al alegar que fueron los anteriores responsables de la Casa del Rey —Rafael Spottorno como jefe de la Casa y Javier Ayuso como director de Comunicación— los que autorizaron y facilitaron la realización del documental. La historiadora Laurence Debray, hija del intelectual francés Regis Debray, fue la guionista del programa que se emitió en la televisión francesa en Febrero del año 2016. Al enterarse de que Televisión Española no tenía la más mínima intención de emitir en España el documental sobre el Rey Juan Carlos, organizó un pase en la Embajada de España en París.

Pero dos días antes de su proyección, recibió el aviso del embajador de que se suspendía y tuvo que hacerlo en la Casa de América Latina en la capital francesa. Para la guionista del documental “es una pena que se haya desaprovechado una ocasión tan valiosa para que las generaciones de jóvenes españoles conozcan de primera mano y en propia voz del monarca como fue la transición española de la dictadura a la democracia”.

Esta semana, en la que se cumple el tercer aniversario de la abdicación de don Juan Carlos a la Corona española, podría ser un buen momento de reflexión para que los que han impedido la proyección del programa hasta ahora reconsideren su decisión y faciliten el visionado de un documento histórico de gran relevancia. Se trata de dar la oportunidad a los ciudadanos españoles de conocer más a fondo la trayectoria vital de un Rey que cuenta en primera persona sus experiencias, sus sentimientos, sus dudas y sus miedos a lo largo de sus casi 80 años de vida. Un tiempo en el que se cometieron errores, sin duda. Pero también se alcanzaron enormes aciertos.

Últimas noticias