Liga de las Naciones 2018-2019

España tiene un color especial

España tiene un color especial
Comentar

La selección española juega el partido de hoy contra Inglaterra en el Benito Villamarín

España quiere seguir mostrando su gran nivel de la mano de Luis Enrique

Tres partidos, 12 goles a favor y dos en contra. Esos son los registros de la era Luis Enrique en un arranque como seleccionador muy esperanzador. España ya ha curado las profundas heridas sufridas en el Mundial de Rusia. Todavía duele esa tanda de penaltis frente al combinado local cuando uno se pone a recordar. Esos pases inertes que desesperaron a todo un país. Esa manera impropia de una selección como la española de tirar por la borda el trabajo incansable de dos años perfectos. Pero el 9 de julio un huracán llegado desde Gijón renovó una Federación que volvió a ver como el sol brillaba de nuevo. El Benito Villamarín, con Inglaterra como rival, quiere dar buena cuenta de ello.

Lucho llegó a Las Rozas con ganas de cambiarlo todo. “No va a haber revolución, sino evolución. Vengo a darle una vuelta de tuerca a la Selección“, aseguró el entrenador asturiano durante su presentación como nuevo seleccionador. Y casi tres meses después se puede decir que ese deseo lleno de ilusión es una auténtica realidad.

España sigue manteniendo su sello. Ese que llegó en 2008 de la mando de Luis Aragonés, que se retocó con acierto hasta 2012 con Del Bosque y que resucitó Lopetegui durante sus dos años al frente del combinado nacional. Pero la España de Luis, del otro Luis, ha añadido a ese juego exquisito en el que la pelota siempre es la protagonista una mordiente que no se veía por la Selección desde la Eurocopa de Austria y Suiza. El equipo español ha vuelto a apabullar a sus rivales.

Inglaterra fue la primera víctima al ver como un equipo que una semanas atrás tocaba fondo en Moscú era capaz de asaltar Wembley. Después, la Croacia subcampeona del mundo abandonaba el Martínez Valero de Elche humillada tras recibir un 6-0 histórico, mientras que en el último compromiso ante Gales sólo hicieron falta 45 minutos para cerrar un partido que finalizaría con un contundente 1-4.

Ahora llega el turno de volver a demostrar ante el público español que esta España tiene cuerda para rato. Inglaterra llega a Sevilla, Betis según su federación, con la intención de frenar a un equipo que está volviendo a maravillar al mundo del fútbol recuperando unos laureles perdidos en las últimas citas.

A un pase de la fase final

España llega a esta cita con los deberes bien hechos. De matrícula de honor. Con seis puntos en su casillero, si es capaz de ganar a Inglaterra en casa certificará la primera posición del grupo, lo que le permitirá jugar el próximo mes de junio la fase final de la Liga de las Naciones, donde se mediría a las selecciones campeonas de los tres grupos restantes. Incluso, si empatan y, salvo debacle mayúscula en el último compromiso frente a Croacia, también estarían virtualmente clasificados.

De esta forma, la nueva España de Luis Enrique está muy cerca de volver a pelar por un título oficial que puede ser muy especial, ya que posibilita al equipo nacional volver a saborear las mieles del triunfo siete años después de levantar la Eurocopa en Kiev y sería el primer campeón de esta nueva competición creada por la UEFA. Por no hablar de la inyección económica que entraría en las arcas de la Federación.

La duda del ‘9’

Tras mezclar titulares con suplentes en el duelo ante Gales, Luis Enrique volverá a apostar un once de gala que sólo tendrá la duda del delantero, ya que la gran mayoría de los arietes nacionales viven un gran momento. De Gea será el portero, que, a priori, estará escoltado por Azpilicueta, Ramos, Nacho y Marcos Alonso. En la media tienen muchas opciones de jugar Busquets, Thiago y Saúl, mientras que las dudas nacen en el tridente de ataque.

Asensio cuenta con muchas posibilidades de ocupar una de las posiciones del ataque, pero Luis Enrique deberá decidir si apuesta por el excelente estado goleador de Alcácer, la garra y compromiso de Iago Aspas o la calidad de Rodrigo. Sin olvidarnos de hombres como Suso, que dejó una muy buena imagen ante Gales.

Historias del Villamarín 

España vuelve a jugar en el Benito Villamarín 23 años después. Tras ser la ‘casa’ de la Selección durante 12 años, el equipo nacional dejó de visitar un estadio donde se han escrito páginas muy importantes en la historia de nuestro fútbol.

España ha jugado en 13 ocasiones en el estadio del Betis y el balance es demoledor con 12 victorias y una sola derrota para el combinado nacional. Aunque sin duda, el Benito Villamarín siempre se recordará por ser el escenario donde España endosó un 12-1 a Malta en diciembre de 1983 para lograr la clasificación a la Eurocopa de Francia, donde alcanzaría el subcampeonato. Para muchas generaciones esta victoria, junto al gol de Alfonso ante Yugoslavia en el año 2000, ha sido considerada como la gran gesta de la Selección hasta la Eurocopa de 2008.

Últimas noticias