Forcadell renuncia a seguir presidiendo el Parlament, como adelantó OKDIARIO

Comentar

Carme Forcadell podía continuar presidiendo el Parlament de Cataluña, pero desde hace unos días -lo adelantó OKDIARIO- tiene claro que no es precisamente lo que más le beneficia en su causa por rebelión, sedición y malversación, en la que se juega largos años de cárcel.

Forcadell se comprometió ante el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena a desligarse de toda vía unilateral y ceñirse a la legalidad, algo que no puede asegurarse al frente de una cámara con mayoría independentista y con un socio necesario del nuevo ‘govern’, la CUP, que hipoteca su apoyo a la pugna por una ‘república’.

Una decisión aún más radical fue la adoptada por el ex conseller de Justicia Carles Mundó, aspirante precisamente a presidir el Parlament ante la negativa de Forcadell, que abandona la política para continuar su carrera como abogado y, obviamente, preparar su defensa.

Como también contó este medio, ERC tiene un serio problema para encontrar a la persona que dirija la cámara, una vez Puigdemont ha accedido a ello a cambio de ser investido.

A juicio de Forcadell, el cargo debe ostentarlo alguien libre de procesos penales, pero que como ella, ha defendido, “garantice que todos los debates en la calle puedan entrar en la cámara”. No obstante, ha admitido en rueda de prensa, “se han traspasado algunas líneas rojas y se pueden haber cometido errores porque las cosas siempre se pueden hacer mejor”.

Últimas noticias