Aguado contempla acuerdos "exclusivamente" con el PP y carga contra la "pataleta constante" de Vox

El candidato de Ciudadanos a la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, ha reiterado este martes su voluntad de llegar a un acuerdo de coalición "exclusivamente" con el PP, no contempla "otra posibilidad", y ha cargado contra la "pataleta constante" de Vox.

Así lo ha manifestado a su llegada a la sede de CEIM, donde ha tenido lugar la celebración de su asamblea, un día después de que la diputada regional de Vox Rocío Monasterio anunciara que suspendían "toda relación" con los ‘populares’ por "incumplimiento del contrato" en el Ayuntamiento.

Aguado ha indicado que "nadie" les ha trasladado la ruptura de negociaciones entre PP y Vox, por lo que la formación ‘naranja’ continúa trabajando en "llegar a un acuerdo con PP", a quien sigue viendo como su "socio preferente" para poner en marcha un gobierno de centro liberal. "Queremos un gobierno en coalición con el PP", ha remachado.

Tal y como ha explicado, ayer se puso en marcha una mesa de negociación y esta misma semana se abordarán los perfiles que "deben ocupar cada puesto de gobierno". "Fuera de ese marco no contemplamos otra posibilidad; serán el resto de formaciones, una vez tengamos un acuerdo programático y de gobierno, quienes decidirán si bloquean esta legislatura o que se ponga en marcha el gobierno", ha lanzado.

Y es que Aguado quiere ser "fiel"a su palabra y a los madrileños que le dieron su voto. En este punto ha señalado que "el resto de formaciones están en su derecho de hacer lo que quieran con su voto". "Cuando presentemos la estructura de gobierno, no habrá razones para impedir el gobierno", ha apuntado.

Por otra parte, ha hecho pública su preocupación por formaciones que están "en una pataleta constante, lanzando órdagos", y a ellas ha pedido "altura de miras", dado que "hace falta poner en marcha un gobierno". "Lo más sensato es que sea de PP y C’s, el resto de formaciones deberán decidir si lo permiten. De lo contrario iríamos a nuevas elecciones y creo que no lo queremos ningún madrileño", ha concluido.

Lo último en España