Bolsa

El pánico al coronavirus hace que IAG pierda un tercio de su valor en 10 días

El pánico al coronavirus hace que IAG pierda un tercio de su valor en 10 días
IAG afronta la crisis del coronavirus.

La propagación del brote de coronavirus está teniendo una gran efecto en los mercados de todo el mundo. Uno de los sectores más afectados está siendo el turístico, y en concreto el de las aerolíneas. Pero sin ninguna duda una de las aerolíneas más castigadas en Bolsa está siendo la anglo-española IAG, que acumula un desplome en el parqué español en los últimos 15 días superior a un 35%, por lo que ya ha perdido un tercio de su capitalización bursátil como consecuencia de la epidemia.

Las pérdidas en capitalización bursátil de la aerolínea se encuentran ya cerca de los 3.000 millones de euros, y tan solo en las últimas tres sesiones la cotizada se ha desplomado por encima de un 25%. Desde el propio grupo han reconocido estar viviendo una situación de incertidumbre y han destacado que «se están viendo negativamente afectados por una demanda más débil».

IAG al igual que otras compañías aéreas ya se ha visto obligada a cancelar algunos de sus vuelos y a reducir las frecuencias de determinados destinos ante la amenaza de la propagación del brote de neumonía. Una de las rutas que la compañía anglo-española ha cancelado durante todo el mes de marzo es el trayecto que une Madrid con Shanghai.

«La respuesta del mercado es siempre desproporcionada y ahora estamos viviendo un pánico en toda regla. Esta situación afecta de manera grave a todas las compañías, pero hay empresas que se ven especialmente afectadas. Esto suele fomentar algún profit warning a corto plazo y en el caso de las compañías de aerolíneas la afectación es más que obvia», ha destacado Gisela Turazzini, cofundadora de Blackbird.

Redistribución

Para hacer frente a esta situación que amenaza con afectar a sus resultados la aerolínea está llevando a cabo un proceso de redistribución de sus capacidades en los principales destinos afectados por el coronavirus. Luis Gallego, el consejero delegado de la empresa, ha informado de que traspasarán la operativa de los itinerarios afectados a otros mercados que «siguen funcionando bien», principalmente dentro del territorio estadounidense.

La cotizada prevé que las cancelaciones realizadas como consecuencia del coronavirus, junto a la estrategia de reubicación de la capacidad aérea de la compañía, podría provocar una reducción de un 1% en las previsiones de capacidad para el conjunto del 2020. De momento la pasada semana la aerolínea finlandesa Finnair fue una de las primeras en anunciar un ‘profit warning’ ante la caída de la demanda tras la cancelación de vuelos por la epidemia, aunque en los próximos meses se podrían suceder varios más. 

Lo último en Economía

Últimas noticias