BBVA recoge los frutos de la subida de tipos en Turquía y frena su caída

BBVA
El presidente de BBVA, Francisco González. (Foto: Reuters)
Comentar

En lo que va de año, BBVA es uno de los valores del Ibex 35 que peor comportamiento está registrando con una caída del 13%. En mayo, la compañía toco mínimos por la debilidad de la lira turca, pero las subidas de tipos llevadas a cabo por el banco central han frenado la depreciación y han beneficiado al banco.

El pasado 31 de mayo, el valor de las acciones de BBVA se desplomó hasta mínimos de 5,839 euros por título, con una caída muy similar a la de la lira turca. Sin embargo, el banco central de Tuquía (TCB) decidió actuar y elevar los tipos. Desde entonces, la entidad que preside Francisco González se ha revalorizado un 6%.

El pasado 7 de junio, el banco central decidió elevar uno de sus tipos de interés, la tasa repo semanal, en 125 puntos básicos, hasta el 17,75%, para frenar una inflación que a cierre de 2017 se situó por encima del 11%. Pero la institución ya había subido tipos apenas tres semanas antes en 300 puntos básicos, con el objetivo de evitar el desplome frente a otras divisas, sobre todo frente al dólar.

“La economía turca está recalentándose y lucha contra una inflación de dos dígitos. El sector empresarial presenta una importante posición corta en el dólar mediante el uso de deuda barata denominada en dólares para financiar activos en moneda nacional, la mayoría de los cuales no está cubierto “, señala Alex Duffy, gestor de Fidelity de mercados emergentes.

“Además, Turquía presenta un déficit doble, presupuestario y por cuenta corriente, y es un importador neto de crudo. Eso provoca que el país sea propenso a sufrir picos de inflación cuando el precio del petróleo sube, lo que trae consigo fuertes descensos de la lira y la necesidad de subir los tipos de interés”, concluye Duffy.

El negocio de BBVA en Turquía aportó a la compañía unos beneficios de 201 millones de euros; es decir, el 12,3% del total de las ganancias del grupo a nivel mundial. No obstante, la segunda entidad financiera más importante de nuestro país aún tiene recorrido en bolsa, según el consenso de analistas, que fija su precio objetivo en 7,72 euros. Esto supone un potencial alcista de más del 24% para BBVA.

Temas

Últimas noticias