Animales

¿Cómo es el tejón de la miel?

Entre los animales más curiosos de todo el mundo, se encuentra el llamado tejón de la miel. ¿Por qué es tan peculiar esta especie? Aquí te lo contamos.

Tejón de la miel
Curiosidades del tejón de la miel

El tejón de la miel es nativo de la mayor parte de África y partes del suroeste de Asia. En África también se lo llama “ratel”, que significa “sonajero”, ya que puede emitir una gran variedad de sonidos según su nivel de excitación. Son de la familia de los zorrillos, comadrejas, nutrias, hurones y otros tejones. Estos omnívoros voraces reciben su nombre por ser grandes consumidores de miel y larvas de abejas. Completan su alimentación con insectos, anfibios, reptiles, pájaros, mamíferos raíces, bulbos, bayas y frutas.

Características del tejón de la miel

El tejón de la miel es un animal relativamente pequeño que puede llegar a pesar 11 kilogramos, aunque los machos más grandes pueden alcanzar los 15 kilogramos. Su cuerpo es alargado, tienen piernas cortas y muy fuertes.

Los tejones son animales solitarios, pero muy activos. Pasan gran parte del día patrullando grandes territorios en forma ruidosa en busca de alimentos. La mayoría son buenos cazadores carnívoros, pero su alimentación también se completa con alimentos herbívoros.

A parte de alimentarse del producto de su caza, en el que entran una gran variedad de presas, entre ellas monos jóvenes, también entra en su dieta la carroña y por supuesto su alimento preferido, la miel.El tejón de la miel

¿Cómo consigue su comida?

Para conseguir la miel buscan panales y los atacan con una determinación increíble. En la práctica no es fácil conseguir este alimento, ya que en el momento que consiguen la miel cientos de abejas defienden su producción.

Los tejones de miel no solo pueden aguantarse a las picaduras de abejas, sino que también pueden controlar las de las serpientes más peligrosas. El tejón no es inmune a estos venenos, ni a los aguijones de las abejas, pero su piel tiene tal grosor y dureza que no puede atravesarla un colmillo y menos un aguijón.

Si el veneno de una serpiente llega a atravesar la piel y entra al organismo del tejón, puede ocasionarle la muerte. Pero por lo general el veneno le produce solo un tiempo de inactividad, similar al estado de coma, y luego se recupera.

El tejón tiene un buen metabolismo, utiliza grandes cantidades de energía buscando su alimento. Muchas veces se arriesga al alertar a sus presas y se somete a enfrentar grandes depredadores como leones, leopardos y hienas. Los tejones de miel luchan, gritan y forcejean para salir de esa situación, incluso de los leones, por lo que en algunos lugares es considerado “el animal más feroz del planeta”.

Estos animales muchas veces son cazados o perseguidos en ciertas regiones, especialmente cuando entran en conflicto con agricultores y apicultores. La prevención de la pérdida de tejones de miel de esas áreas requiere de la vigilancia de la población.

Lo último en Mascotas

Últimas noticias