Decoración

Consejos para decorar una pared personalizada

Decorar una pared personalizada no solo mostrará un poco más nuestros gustos, le dará a nuestra casa un ambiente único que podemos crear solo con nuestras manos.

Consejos para decorar una pared personalizada
Consejos para decorar una pared personalizada

Decorar una pared personalizada no solo mostrará un poco más nuestros gustos, le dará a nuestra casa un ambiente único que podemos crear solo con nuestras manos. Con unos sencillos consejos e ideas vamos a conseguir alegrar un poco ese espacio que tenemos olvidado. Con algunos toques de color, murales, fotografías o cuadros conseguiremos una pared personalizada única. Atrévete a convertirte en la envidia del vecindario con una pared que triunfará. Arriésgate con alguna de estas ideas increíbles destinadas a darle la atención que se merece a un espacio de tu casa.

Pasos para decorar una pared personalizada

  • Un mural es una pequeña obra de arte. Hacer un mural es un tipo de personalización arriesgada, pero siempre hay una primera vez para todo. Podemos crearlo de cero o utilizar algunas plantillas de elementos que nos gusten. Animales, estrellas, paisajes, mandalas, tenemos una infinidad de opciones que le darán a nuestra casa el aspecto que necesita. Prepara un poco de pintura y ponte manos a la obra.
  • Los dibujos que nos llegaron al alma tendrán su espacio. Esos dibujos que hacemos de vez en cuando o que nos hacen los más pequeños de la casa, pueden personalizar una pared de una forma muy especial. Con unos marcos o directamente pegados a la pared pueden acabar siendo el punto focal de cualquier espacio. Si pueden tener una continuidad de color y de temática quedará mucho mejor.Consejos para decorar una pared personalizada
  • La pintura pizarra está de moda. Este tipo de pintura esta de moda a la hora de decorar una pared. Hay distintos tonos de pizarra que podemos escoger en función de nuestros gustos. Será mejor no apagar una estancia pequeña, es más bien apta para habitaciones grandes o solo usar un pequeño espacio. Tiene la ventaja de que se puede personalizar en todo momento. Podemos colocar un horario, unos dibujos o cualquier cosa que nos guste en un abrir y cerrar de ojos, solo con una tiza o varias entre manos.
  • Los vinilos pueden alegrar cualquier pared. Los vinilos son una herramienta de decoración muy sencilla. Podemos escoger el que más nos guste y empezar a personalizar una pared. Lo colocaremos de forma rápida, siguiendo las instrucciones y pegándolo directamente en el espacio que tenemos reservado para él. Pueden ser de colores o con relieve, no hay límites en este aspecto.

Con estos consejos vas a poder decorar una pared personalizada fácilmente. Dale un poco de color y alegría a ese espacio un poco serio de tu casa. Tendrás una pared única que supondrá un antes y un después en la decoración de tu casa.

Lo último en How To

Últimas noticias