Sánchez descarta intervenir Cataluña con el 155 y tomar el control de los Mossos “por el momento”

Pedro Sánchez
Pedro Sánchez, presidente en funciones.

Pedro Sánchez considera que la invasión del aeropuerto de El Prat y el resto de ataques sufridos en la jornada de ayer en Cataluña, unidos a la declaración de rebeldía de Quim Torra con todo su Gobierno en pleno detrás, no son constitutivos de ninguna causa que justifique estudiar aún una posible intervención de Cataluña. Ni por medio de la aplicación del artículo 155, y ni tan siquiera por medio del control de los Mossos a través de la Ley de Seguridad Nacional. “Por el momento” no hay comportamiento ilegal en las actuaciones oficiales y “los Mossos están actuando conforme a la legalidad”, señalan fuentes conocedoras del plan de Moncloa. Eso sí, la expresión “por el momento” no deja de aparecer en los argumentos deslizados desde el Gobierno.

Para el Ejecutivo de Pedro Sánchez no es necesaria la aplicación de medidas excepcionales de control de Cataluña pese a que el Aeropuerto de El Prat se vio este pasado lunes asaltado por miles de personas que han accedido a sus instalaciones dejando prácticamente intransitables los pasillos. El grupo independentista ‘Tsunami democrático’ hizo un llamamiento masivo a acudir al lugar cortando los distintos accesos, entre ellos el Metro y trenes.
Los autodenominados Comités en Defensa de la República (CDR), además, apedrearon los furgones de la Policía Nacional en el aeropuerto de El Prat, cuestión que tampoco le parece reseñable al Gobierno de Sánchez.

Y es que, para el Ejecutivo del presidente en funciones "no se está produciendo un colapso en los servicios. Incluso en El Prat, donde se registró la situación más delicada, sólo el 6% de los vuelos se han visto afectados", tal y como sostuvo Presidencia a la vista de los disturbios.

El desacato de Torra

Tampoco ha tenido importancia para Sánchez que el presidente de la Generalitat de Cataluña, Quim Torra, se rebelara este pasado lunes contra la sentencia del Supremo asegurando que "seguiremos avanzando hacia la República frente a la represión". Torra, con su Gobierno en pleno a la espalda añadió que "la sentencia es un desprecio a la sociedad catalana, un insulto a la democracia”. Y subrayó, en rueda de prensa en el Palau de la Generalitat y acompañado de todos los miembros de su gobierno, del presidente del Parlament Roger Torrent y del ex jefe del Gobierno catalán Artur Mas, que enviará cartas al Rey Felipe VI y al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, para mantener una "reunión urgente" ante esta crisis porque "rechazamos esta sentencia por injusta y antidemocrática. La sociedad catalana sabrá responder a esta sentencia, con serenidad y civismo. Nuestra causa es una causa justa. Reiteramos nuestros compromiso de avanzar hacia la República”.

Pero, pese a todo ello, la respuesta del Gobierno confirmada a este diario ha sido la de asegurar que no se dan las circunstancias para aplicar ya mecanismos extraordinarios de intervención en Cataluña o de control de los Mossos. Porque, según la explicación oficial, “los Mossos estaño actuando de acuerdo a la ley y no hay infracciones por parte de los poderes públicos. Eso sí, “por ahora”.

Lo último en España

Últimas noticias