Naturaleza

Diferencia entre truenos y relámpagos

truenos y relámpagos
Conoce la diferencia entre truenos y relámpagos

¿Confundes el trueno con el relámpago y el rayo?

Truenos y relámpagos se suelen confundir, pero son fenómenos meteorológicos muy diferentes que derivan del rayo, que aunque es muy bello de ver, tiene una potencia eléctrica que puede producir efectos devastadores.

Un rayo es la corriente eléctrica que descarga una tormenta, el trueno es el sonido que produce, y el relámpago es la luz que se produce cuando la corriente eléctrica ioniza el aire.

Descubre las diferencias entre truenos y relámpagos y rayos

Los truenos y relámpagos aparecen durante las tormentas, cuando contactan diferentes masas de aire que se encuentran a diversas temperaturas. Esto genera descargas eléctricas que producen rayos, truenos y relámpagos.

La causa u origen de estas descargas eléctricas es explicado mediante diversas teorías, y la más extendida es la inducción electrostática.

Esta hipótesis explica que se forman cristales de hielo dentro de las nubes cumulonimbus, que son arrastradas por las fuertes corrientes de aire y colisionan entre sí, creando electricidad electrostática.

El rayo es la descarga eléctrica de las tormentas, que son las que pueden llegar a generar una corriente de 1 gigavatio (1 millón de vatios).

Esta corriente se traslada desde la zona positiva a la negativa ionizando las moléculas de gas del aire, se convierte en plasma y emite una luz denominada relámpago.

El trueno es un estruendo fuerte que se produce rápidamente por la onda de choque que se genera cuando el aire que se encuentra alrededor del rayo se expande de forma brusca.

Rayos, relámpagos y truenos ocurren de forma casi simultánea, aunque los truenos se escuchan con cierto retraso.

La razón es que la velocidad de propagación del sonido por medio del aire es menor que la velocidad de la luz. El sonido llega a los 343 m/s, mientras que la luz alcanza los 300.000 metros por segundo.

El rayo puede formarse por inducción electrostática en algunos tipos de nubes, como los cumulonimbus. En la parte superior de la nube se acumularían las partículas negativas, y en la parte inferior las negativas, creando un potencial eléctrico que es capaz de producir una descarga eléctrica.

El relámpago se produce por la ionización de las moléculas gaseosas que se encuentran en el aire, al paso de la corriente eléctrica. Y el trueno se forma por la onda de choque producida por la expansión brusca del aire.

Truenos y relámpagos se producirían entonces como causa del rayo, la descarga que origina la serie de fenómenos atmosféricos que acompañan a las tormentas.

Lo último en Curiosidades

Últimas noticias