España

La vuelta al trabajo de Rajoy: irá a Brasil, China y la Cumbre de la OTAN donde se verá con Trump

Mariano Rajoy. (Foto: AFP)

El jefe del Gobierno, Mariano Rajoy, descansa estos días junto a su familia en su Galicia natal. El presidente intensificará su agenda internacional estos meses que comenzará la próxima semana con viajes a Brasil, Pekín y la cumbre de la OTAN en la que por vez primera se verá con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Rajoy se desplazará el domingo 23 de abril a Brasil para realizar una gira que le llevará en ese país a Brasilia y Sao Paulo y, desde allí trasladarse a Uruguay. Será su primer viaje a América Latina desde que logró ser investido por segunda vez presidente del Gobierno, y en los dos países prevé asistir a varios actos de carácter económico.

Pero el centro de ambas visitas serán sendas reuniones con los presidentes de los dos países: con el brasileño Michel Temer en Brasilia el 24 de abril, y con el uruguayo Tabaré Vázquez en Montevideo el día 26. Rajoy estará de regreso en España el jueves 27 de abril, y dos días después viajará a Bruselas (Bélgica) para participar en un Consejo Europeo clave para las negociaciones sobre el brexit.

El 29 de abril el presidente del Consejo, Donald Tusk, ha convocado a los jefes de Estado o de Gobierno de los 27 países que seguirán conformando la UE para aprobar las líneas de esa negociación con el Reino Unido.

Es aquí donde Rajoy saca pecho como uno de los líderes de los países del sur de Europa capaz de haber logrado el consenso del resto en las principales líneas de negociación con Reino Unido sobre el Brexit y que expondrán al resto de países en esta cita.

La última cumbre celebrada en Madrid puso como objetivo entregar en Bruselas una declaración conjunta de todos los jefes de Estado del sur de Europa para negociar las principales líneas que debería mantener la Unión Europea con Reino Unido. El objetivo principal es establecer una salida pactada y por fases, en lugar de hacerlo todo de golpe como piden los británicos. Rajoy asistirá a este cumbre con todo atado por su parte y con ganas de que el resto de países acuerde los objetivos clave a los que llegaron en la cumbre de Madrid.

Nueva ruta de la seda

La siguiente cita internacional cerrada en la agenda de Rajoy es su participación en Pekín en una cumbre sobre la denominada Nueva Ruta de la Seda, un proyecto de infraestructuras impulsado por China para fomentar sus relaciones económicas y comerciales con el resto de Asia, Europa y África.

Esta cumbre, organizada por el presidente chino, Xi Jinping, será los días 14 y 15 de mayo y a ella está previsto que asistan los líderes de una veintena de países, entre ellos el presidente de Rusia, Vladimir Putin, y unos 1.200 delegados. Rajoy, según el Gobierno, ha decidido participar en ella por la relevancia de la misma y por la oportunidad que considera que supone tanto para la economía y el comercio de España en general como para las empresas españolas en particular.

Cumbre de la OTAN

Otra cumbre hará que Rajoy vuelva a Bruselas el día 25 de mayo, la que protagonizarán los líderes de la OTAN con motivo de la inauguración de la nueva sede de la Alianza y a la que ya ha confirmado su presencia el presidente estadounidense, Donald Trump.

Por tanto, será la primera ocasión en que se verán Rajoy y Trump, aunque lo apretado de la agenda complica la posibilidad de que pueda haber un encuentro entre ambos más allá de un saludo y una breve conversación. En junio ya está cerrado un nuevo Consejo Europeo en Bruselas para los días 22 y 23, y pendiente de confirmación está la fecha de una cumbre entre España y Portugal.

Cada año le toca a uno de los dos países organizarla, y en esta ocasión le corresponde a Portugal. Fuentes del Gobierno informaron a Efe de que también está pendiente de concretarse un viaje de Rajoy a Kazajistán, país que alberga este año la Exposición Universal. Este evento se inaugurará el día 10 de junio y, en principio, el día de España se celebrará el 17 de julio. Además, si se concreta la presencia de Rajoy en Kazajistán, se prevé que visite algún otro país cercano.

Cumbre del G20

Lo que sí es segura es su participación en la cumbre del G20, en la que volverá a coincidir con Trump, y que se desarrollará en la ciudad alemana de Hamburgo los días 7 y 8 de julio. A todo ello se podrían sumar otros compromisos si se concretara, por ejemplo, la visita a España que anunció la canciller alemana, Angela Merkel, cuando se reunió en noviembre pasado en Berlín con Rajoy, o la cumbre hispano-polaca pendiente que debe organizar Varsovia.

Para la vuelta del verano, el presidente del Gobierno debe decidir si en septiembre acude a la apertura de la Asamblea General de la ONU tras haber estado ausente de ella desde 2013. Con independencia de que puedan surgir cumbres europeas extraordinarias, irá a las ya previstas para el 19 y 20 de octubre y para el 14 y 15 de diciembre.

Chipre organizará en fecha aún por determinar la cuarta cumbre de países del sur de Europa, y Rajoy volverá a Latinoamérica en octubre para participar los días 28 y 29 de ese mes en la cumbre que reunirá en El Salvador a los líderes de los países de la Unión Europea, América Latina y el Caribe.