HOMENAJE

Felipe de Edimburgo como nunca lo habíamos visto: a través de los ojos de quienes más le querían

Ver vídeo

Cuando están a punto de cumplirse seis meses de la muerte del duque de Edimburgo, la BBC ha querido rendir un homenaje al marido de la reina Isabel con la emisión de un documental que, en un principio estaba previsto con motivo de su 100 cumpleaños. Una edad que el príncipe Felipe no cumplió ya que fallecía apenas dos meses antes. No obstante, él nunca estuvo muy por la labor de celebrar una gran fiesta con motivo de esta onomástica y así se lo hizo saber a su familia. De hecho, recientemente, el príncipe Carlos ha revelado que su última conversación con su padre estuvo precisamente centrada en este tema. Cuando el heredero le preguntó sobre cómo quería celebrar su aniversario, el Duque, haciendo gala de su sentido del humor le respondió: “bueno… tengo que estar vivo para eso”, contestó el Duque.

Felipe de Edimburgo y la reina Isabel en una imagen de su boda / Gtres

Un emotivo programa que ha contado con la participación de varios miembros de la familia real y que ha mostrado imágenes del archivo personal de los Windsor que no se habían visto en público hasta ahora. Desde el príncipe Carlos hasta algunos de los nietos del Duque, cada uno de los que han intervenido ha recordado al príncipe Felipe, revelando aspectos de su relación personal y detalles de los que no se tenía constancia. Un especial en el que se ha sentido la ausencia de Meghan Markle y Kate Middleton, aunque con esta última siempre tuvo una relación especial, hasta el punto de legarle su título honorario de comandante de los cadetes de la RAF.

Mientras que el príncipe Carlos ha manifestado que se siente muy afortunado de haber tenido al Duque como padre, la princesa Ana ha recordado su pasión por la pesca. Los condes de Wessex se han mostrado especialmente afectados por la muerte del Príncipe: “él siempre estaba allí”, ha dicho Sophie Rhys-Jones, que se ha convertido en uno de los mayores apoyos de la reina Isabel desde entonces.

Tanto el príncipe Guillermo como el príncipe Harry han ofrecido sus recuerdos sobre el Duque. El príncipe Harry ha hecho especial hincapié en la relación entre la Reina y su marido, que el pasado otoño celebraban 73 años de matrimonio: «ellos juntos formaban la más adorable de las parejas. Dos personas distintas que estaban muy enamoradas y que desde jóvenes dedicaron su vida al servicio público”, ha declarado el duque de Sussex.

El príncipe Guillermo ha recordado en lado más bromista de su abuelo y cómo jugaba con ellos cuando eran niños. “Recuerdo que solía ​​quitar la tapa del tubo de mostaza y ponerlo en nuestras manos … y luego apretaba para disparar la mostaza al techo”, ha asegurado. Una broma que a la Reina no le hacía mucha gracia. “Solía ​​meterse en muchos problemas con mi abuela”, ha sentenciado.  Guillermo ha alabado el extraordinario trabajo que el Duque llevó a cabo con la propiedad de Sandringham: “para mí, al venir aquí y ahora vivir aquí, todo lo que ha hecho me ha llevado a Catherine y siento que esta es una parte del país en el que queremos estar. Nos encanta esta zona, se siente como en casa, y eso se debe a lo que ha creado”, ha dicho.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de BBC (@bbc)

La sorpresa ha venido de la mano del príncipe Andrés. A pesar de que el duque de York se encuentra en un momento complicado por la reciente demanda de Virginia Giuffre, el hijo predilecto de la reina Isabel ha recordado a su padre y ha asegurado que tenía una relación muy especial con sus dos hijas: “siempre estuvo muy presente en sus vidas”. Algo que han reafirmado tanto Beatriz como Eugenia de York. La princesa Eugenia se ha centrado en la faceta más artística de su abuelo. Aunque es un hecho conocido por todos, hasta ahora no se habían podido ver muchas de las obras que pintó a lo largo de su vida el Príncipe. Eugenia ha asegurado que su abuelo siempre revisaba algunos de sus bocetos cuando era pequeña y que además, le regaló un cuadro por su boda. Una idea en la que ha insistido Camilla Parker, que ha asegurado que muchas de sus obras eran de una extraordinaria calidad.


Especialmente relevante ha sido la presencia de la hija de los condes de Wessex. Lady Louise, a quien Felipe de Edimburgo legó el carruaje con el que solía salir a montar en los terrenos de Windsor, ha recordado esta faceta del marido de la reina Isabel. Ha sido la primera vez que la hija mayor del príncipe Eduardo y Sophie Rhys-Jones participa en un programa de estas características.

Los hijos de la princesa Ana, Zara y Peter Phillips también han participado en el programa. La esposa de Mike Tindall se ha mostrado especialmente emotiva al hablar de cómo el Duque fue a apoyarla en los Juegos Olímpicos de Londres, un momento complicado para ella porque había perdido la confianza en su destreza al sentirse mayor. Peter, uno de los nietos a quien la Reina está especialmente apegada -fue el primero- ha recordado una de las grandes pesadillas de su abuelo. Según apunta, aunque le gustaba la tecnología, no se entendía muy bien con ella: «tengo recuerdos de él adquiriendo un nuevo ordenador portátil o una nueva impresora, y escuchándolo gritar”, ha recalcado.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias