Temporada estival

El espectacular posado en bañador de Marisa Jara después de dar a luz

Marisa Jara / Gtres
Marisa Jara / Gtres

A principios del mes de abril Marisa Jara veía cumplido su sueño de ser madre. La modelo dio a luz a un bebé llamado Tomás, nombre que la pareja eligió para homenajear a su abuelo. Después de una lucha incansable por quedarse embarazada, Marisa ha podido formar una bonita familia junto a Miguel Almansa. Un mes después de traer el mundo al pequeño, la maniquí ha compartido una fotografía a través de las redes sociales inaugurando el verano y que mejor forma de hacerlo que con un espectacular posado en bañador.

Marisa posa mirando al objetivo de la cámara con una sonrisa y luciendo un bañador azul con estampado de flores rojas de escote caja y manga corta muy favorecedor. Como era de esperar, la publicación no ha tardado en llenarse de comentarios de cariño hacia jara. Paula Echevarría ha comentado con tres emoticonos de una cara con corazones mientras Mar Saura le ha lanzado un piropo. “¡Belleza!”, ha escrito.

La actriz se encuentra en una de las mejores etapas de su vida tras convertirse en madre primeriza. «¡Bienvenido Tomas! Te amamos con toda nuestra alma. Gracias Dios mío por cumplir nuestro sueño.
Hoy es el día más bonito de mi vida, no tengo palabras para describir tanto amo», expresó en la Red nada más tener al bebé en sus brazos.

Durante los últimos tiempos, Marisa Jara ha tenido que hacer frente a diferentes baches. En 2018 le diagnosticaron cáncer de estómago, motivo por el que tuvo que suspender el tratamiento de fertilidad al que se había sometido. Después, le encontraron un tumor en el útero y tuvo que ser intervenida. Sin duda, un duro que trastocó sus planes de ser mamá, pero afortunadamente de manera temporal.  Fue entonces cuando la autora de La talla o la vida sacó toda su fortaleza para luchar contra la enfermedad. A los pocos meses revelaba que estaba embarazada de su primer hijo.

Marisa Jara
Marisa Jara en una imagen de archivo / Gtres

Los problemas de Marisa Jara durante el parto

Fue en el Deluxe donde Marisa Jara se sinceró sobre cómo fue su parto. “Lo pasé muy mal, con muchos dolores, pero lo volvería a pasar por él diez mil veces (…) Hubo complicaciones en el parto porque tenía retención de líquidos y la tensión muy alta”, dijo.

Debido a la dificultad de la situación, los médicos le comunicaron que tenían que hacerle una cesárea de urgencia y, una vez en el quirófano, los doctores descubrieron que el bebé se había hecho “caca dentro de la placenta”. “La placenta se pegó al útero. Fue muy doloroso”, reconoció Marisa.

Sobre cómo se tomó la noticia de que estaba en estado de buena esperanza, la modelo explicó que: “Estaba feliz y nerviosa cuando me dijeron que estaba embarazada. Fue algo emocionante, un día mágico. Pero lo quise llevar con cautela y calma, y hasta los tres meses no lo comuniqué”.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias