Delicado estado de salud

Sale a la luz el motivo de la visita al hospital del príncipe Carlos a su padre

El exsecretario de prensa de la reina Isabel II ha dado a conocer los supuestos motivos del encuentro entre el duque de Edimburgo y su hijo.

Ver vídeo

Han pasado ya casi dos semanas desde que el duque de Edimburgo ingresó en el hospital Rey Eduardo VII en Marylebone, Londres. Lo que parecía que solo iban a ser unos días bajo atención médica, se ha alargado unas semanas. Hecho que ha provocado que la preocupación por su estado de salud aumente. Hace siete días, su hijo, el príncipe de Gales fue a visitar a su padre al centro hospitalario donde se encuentra, y entró por la puerta trasera de las instalaciones. Sin embargo, no trascendieron más detalles sobre aquel encuentro, hasta ahora que ha hablado el exsecretario de prensa de la Reina, Dickie Arbiter.

El duque de Edimburgo, la reina Isabel II y el príncipe Carlos en una imagen de archivo./Gtres
El duque de Edimburgo, la reina Isabel II y el príncipe Carlos en una imagen de archivo./Gtres

Arbiter, quien sirvió a Su Majestad de 1988 a 2000, ha explicado que, probablemente, Felipe esté preocupado por el futuro de la Familia Real. “Creo que fue a petición del Duque el motivo por el que el Príncipe de Gales lo visitó. Quería aclarar algunas cosas. El hombre tiene 99 años, tiene una infección… Supongo que saldrá, se marchará y volverá a Windsor. Pero existe la posibilidad de que muera y creo que tan solo deseaba decirle a Carlos: »algún día serás el protagonista de la familia», ha revelado.

El duque de Edimburgo, la duquesa de Cornualles y el príncipe Carlos en una imagen de archivo./Gtres
El duque de Edimburgo, la duquesa de Cornualles y el príncipe Carlos en una imagen de archivo./Gtres

El día de la visita, el padre del príncipe Guillermo y del príncipe Harry, condujo desde su casa de Highgrove -Gloucestershire-, hasta Londres para mantener una conversación de 30 minutos con su progenitor. Fue visto saliendo del hospital con semblante serio y lágrimas en los ojos. Todo apunta a que el hijo de la reina Isabel no había visto a su padre desde antes de Navidad, debido a las restricciones sanitarias marcadas por la Covid-19. Por otro lado, a principios de esta misma semana, el príncipe Eduardo, dijo que el duque de Edimburgo se encontraba “mucho de mejor y con ganas de salir de ahí” para poder reencontrarse con la familia. «Crucemos los dedos», añadió.

El conde de Wessex desveló que había hablado con el marido de la Reina y aseguró que se sentía algo frustrado al tener que permanecer ingresado. Aunque sí se ha descartado que esté contagiado de coronavirus, no se sabe qué tipo de dolencia padece. De hecho, tanto la monarca como el consorte, ya han recibido al menos una dosis de la vacuna Pzifizer y se han mantenido en todo momento aislados en Windsor al pertenecer a los grupos de mayor riesgo por su avanzada edad.

Reencuentro familiar

Si la pandemia lo permite, el mes de junio podría ser clave para que la Familia Real británica al completo se reúna. Y lo cierto es que tienen varias cosas que celebrar. Por un lado, el cumpleaños de la reina Isabel que, pese a soplar velas el 21 de abril, haría una fiesta el día 12 del citado mes en el tradicional desfile del Trooping the Colour. Por aquel entonces, el duque de Edimburgo ya habría cumplido los 100 años justo dos días antes. Además, el 1 de julio -día en el que la princesa Diana hubiera cumplido seis décadas-, se homenajearía a Lady Di con la inauguración de una escultura en el Palacio de Kenisgton.

La Familia Real británica en una imagen de archivo./Gtres
La Familia Real británica en una imagen de archivo./Gtres

Por estos motivos, el príncipe Harry que lleva un año viviendo en Estados Unidos, regresaría por primera vez a Londres desde que anunció su marcha de la Corona. Lo que no se sabe es sí Meghan Markle y el pequeño Archie, también viajarían a Reino Unido, pues es necesario recordar que la mujer del hijo menor del príncipe Carlos está embarazada.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias