POR FIN

Amalia de Holanda, a salvo de su peor pesadilla

Según confirman medios locales, el acosador de la hija mayor de Máxima y Guillermo ha sido condenado a tres meses de prisión y tratamiento psiquiátrico.

Amalia de Holanda
Amalia de Holanda en una imagen de archivo / Gtres

Amalia de Holanda puede respirar tranquila. La hija de los reyes Máxima y Guillermo ya no tiene que temer al hombre que la acosaba a través de las redes sociales. Tal como confirman medios locales, Wouter G. ha sido condenado a tres meses de prisión incondicional y a tratamiento psiquiátrico obligatorio de hasta cuatro años por las amenazas que realizó a la Princesa a principios de este año. El Tribunal ha determinado que el hombre había desarrollado un trastorno obsesivo por la Familia Real y, en especial, por la princesa Amalia.

 

En un principio, la Fiscalía solicitaba diez meses de prisión para el joven de 32 años, de quien apenas se tiene información. Además de acosar a Amalia, Wouter G fue visto por primera vez en las inmediaciones de la residencia oficial de los Orange en 2016 y desde entonces han sido constantes los intentos por acceder a ellos. Sin embargo, fue a principios de año cuando las amenazas se volvieron más intensas a través de Instagram. Amenazas que el Tribunal califica de “tremendamente aterradoras”.

Amalia de Holanda
La hija mayor de los Reyes era el objetivo de un acosador / Gtres

Según confirman medios locales, el joven escribió directamente a la cuenta personal de la Princesa y a la de una de sus amigas. El detenido aseguraba que estaba ahorrando dinero para comprar armas con el objetivo de acercarse a Amalia en el Día del Rey, una jornada que se celebra cada 27 de abril y que supone todo un baño de multitudes para los Orange, a pesar de que este año ha estado marcada por la crisis sanitaria que ha obligado a una festividad virtual. Para Wouter, esta jornada constituía la ocasión perfecta para acercarse a Amalia, ya que en circunstancias normales la Familia Real se da un gran baño de masas en esta fecha.

 

El tribunal de Zwolle, lugar en el que residía el hombre, emitió la sentencia después de que se le sometiera a una evolución psiquiátrica en uno de los principales centros del país, bajo la supervisión del Ministerio de Seguridad y Justicia de los Países Bajos. La sentencia determina que Wouter G. debe pasar por un programa de ayuda psiquiátrica especial después de su estancia en la cárcel. Un programa que se conoce como TBS y que está diseñado para delincuentes con trastornos mentales graves que no han superado con éxito otro tipo de tratamientos o con un historial de comportamientos violentos.

Amalia de Holanda
El joven lleva observando a la Familia Real desde 2016 / Gtres

A pesar de que el joven escribió en las redes mensajes como “sí, niña, no tienes forma de evitarlo”, así como otros de contenido más explícitamente violento y amenazador, lo cierto es que Wouter G. trató de defenderse ante las autoridades asegurando que no era consciente de que se trataba de la cuenta personal de Amalia, a pesar de que existen pruebas que demuestran que la estuvo buscando.

Una de las cosas que más llama la atención sobre esto es que hasta ahora se pensaba que las hijas de los Reyes no tenían acceso a las redes sociales por cuestiones de seguridad, pero hace algunos meses ya se filtraron imágenes de la princesa Alexia en una fiesta con amigas.  Una cuestión que vuelve a abrir el debate sobre si los miembros de las diferentes casas reales deberían o no mantener este tipo de perfiles privados, sobre todo, porque deja una puerta abierta a que sean el punto de mira de conductas poco apropiadas.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias