ESTILO ROYAL

Carolina de Mónaco más allá de Chanel: las ‘infidelidades’ de la Princesa

No es ningún secreto que la relación entre Karl Lagerfeld y Carolina de Mónaco ha dado lugar a uno de los binomios de estilo más míticos de la historia de la moda pero, lo cierto es que la hija de Grace Kelly no siempre ha sido fiel a Chanel. Antes de la llegada de Lagerfeld a su vida, Dior era la marca que más se prodigaba en su armario. Una herencia de su madre, que ahora ha llegado hasta su hija menor, Alexandra, pero también a su nuera, Beatrice Borromeo.

A pesar de que la princesa de Hannover mantiene en la mayoría de las ocasiones su ‘lealtad’ a Chanel, lo cierto es que, a lo largo de los años, han sido muchos los diseñadores que han tenido el privilegio de vestir a Carolina.

Carolina
Carolina de Mónaco de Dior en su boda. / Gtres

En sus primera época como icono de estilo, en la que Grace Kelly era su referente, la casa Dior era la que más presencia tenía en su vestidor. La relación entre Marc Bohan y la Princesa se fraguó a partir de la estrecha amistad entre Grace Kelly y el modista, cuya colaboración puso a Mónaco en el foco de la elegancia a nivel mundial. De hecho, él fue el responsable de dos de sus vestidos de novia. El romántico estilismo con el que contrajo matrimonio con Philippe Junot -y que inspiró el diseño de Giambattista Valli que lució su hija en su boda con Dimitri Rassam- y también el look más sofisticado de su enlace con Stefano Casiraghi.

Pero más allá de Dior, han sido diversas las marcas han tenido la oportunidad de vestir a la todavía esposa de Ernesto de Hannover, aunque la sombra de Chanel siempre haya estado presente. Un ejemplo es el diseño en color rojo y de aires tropicales de Givenchy que lució en varias ocasiones en su juventud, o el estilismo minimalista de Armani que llevó a una gala en Mónaco junto a su hermana, la princesa Estefanía.

Carolina de Mónaco
La Princesa con un vestido floral. / Gtres

Imposible olvidar el vestido blanco y negro con el bajo de plumas que lució en el Baile de la Rosa en el año 2000 y que era de Jean Paul Gaultier. Más discreto el modelo de Céline por el que apostó en la celebración del décimo aniversario de la proclamación del príncipe Alberto o el Armani que llevó en el Día Nacional de Mónaco en 1995.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Irene Olvera (@ireneolvera08)

Alberta Ferretti es también una de las marcas a las que más ha acudido, aunque hace tiempo que no la vemos con ningún diseño de esta firma. Dries Van Noten se ha colado más recientemente en su vestidor y no es raro verla con alguna blazer de Yves Saint Laurent.

Carolina de Mónaco de Halston. / Gtres
Carolina de Mónaco de Halston. / Gtres

A pesar de que ahora es Chanel quien ocupa la mayor parte de su armario -sobre todo en actos oficiales-, también ha recurrido en el pasado a Gucci -firma de la que Carlota fue imagen-, Balenciaga, Prada o Versace. Más recientemente a marcas como Melisa Odabash o Halston. No te pierdas en nuestra galería algunos de los mejores looks de la Princesa, más allá de Chanel.

 

Lo último en Estilo

Últimas noticias