UNA ALEGRÍA EN MEDIO DE LA CRISIS

El príncipe Andrés recibe la mejor de las noticias

El pasado diciembre la princesa Eugenia y su marido, Jack Brooksbank, abandaron la casa que Harry y Meghan les habían cedido.

Eugenia de York y Jack Brooksbank vuelven a casa. La hija menor del príncipe Andrés y Sarah Ferguson ha decidido instalarse en el Royal Lodge junto a su marido, a pocas semanas de dar a luz a su primer hijo. La pareja abandonaba Frogmore Cottage, la residencia oficial de los duques de Sussex apenas seis semanas después de instalarse en ella, lo que generó numerosos rumores que hasta la fecha no han sido aclarados.

Eugenia de York
Eugenia de York y Jack Brooksbank se han trasladado al Royal Lodge junto al príncipe Andrés/ Gtres

Según ha revelado ahora el periodista Omid Scobie, coautor de la polémica biografía de los duques de Sussex “Finding Freedom”, la princesa Eugenia y su marido se han traslado a la residencia de su padre, donde también vive Sarah Ferguson. La pareja eligió trasladarse aquí para pasar la Navidad junto a los duques de York en un momento más que complicado, no solo por la crisis sanitaria del coronavirus, sino por la propia situación a la que se enfrenta el príncipe Andrés. Es probable que permanezcan allí los próximos meses, incluso hasta que Eugenia de a luz a su primer hijo -primer nieto para los duques de York-, previsto para dentro de unas semanas.

Sin duda una feliz noticia en especial para el príncipe Andrés que, desde el estallido del escándalo por el caso Epstein vive sus horas más bajas, completamente apartado de la vida institucional y con el único apoyo de algunos de los miembros de su familia. A pesar de que en ocasiones se le ha visto de forma privada junto a la Reina, no se espera que el duque de York pueda retomar su actividad oficial, al menos hasta que se aclaren los términos de su relación con el presunto pederasta y su vinculación con sus asuntos. Una situación que ha puesto en jaque a la Familia Real, sobre todo cuando desde el FBI reclaman que se siente en el banquillo y de explicaciones.

Príncipe Andrés
El príncipe Andrés se enfrenta a sus horas más bajas, aunque recibirá una alegría por el nacimiento de su primer nieto / Gtres

Por ahora no ha habido confirmación oficial sobre cómo está pasando la Princesa la recta final del embarazo ya que ni ella ni su hermana son miembros que en la actualidad representen de manera recurrente a la Corona, por lo que pueden mantener su vida privada al margen. La Princesa ha preferido estar en compañía de sus padres en estos momentos en lugar de regresar a su anterior residencia en el Palacio de Kensignton, sobre todo ahora que las autoridades han prohibido los desplazamientos y las reuniones, además de que Londres es la zona con la tasa más alta de contagios.

No es la primera vez que Eugenia y Jack se desplazan al Royal Lodge, sino que ya en la primera ola de la crisis decidieron instalarse allí para pasar el confinamiento domiciliario. Un momento en el que Sarah Ferguson pudo aprovechar para pasar más tiempo en compañía de su hija pequeña, con la que participó en numerosas iniciativas de tipo solidario. La propia duquesa de York lo confirmaba en un podcast: “durante el confinamiento me gustó mucho pasar más tiempo con Eugenia y Jack. Al casarse mi hija se fue a vivir fuera y desde entonces no la había visto mucho, así que ahora ha sido una verdadera alegría pasar buenos ratos con ella”.

De quien no se tienen noticias es de la hermana de Eugenia, la princesa Beatriz de York, que contrajo matrimonio en privado en plena crisis sanitaria con el italiano Edoardo Mapelli Mozzi y a quien siempre ha estado muy unida. A pesar de las circunstancias adversas de estos últimos tiempos, cabe esperar que Beatriz se reúna con su hermana cuando apenas quedan unas semanas para la llegada de su primer hijo, una gran alegría para toda la familia.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias