Youtuber gastronómico

Hablamos con ‘Cenando con Pablo’, el crítico gastro de moda: «Viene una gran crisis, pero no se puede vivir con miedo»

Visitar restaurantes como pasión y la tarta de queso como devoción. Hablamos con Pablo Cabezali para saber cómo se adapta un youtuber gastronómico a los inciertos tiempos que corren

Detrás de Cenando con Pablo está un chico de 27 años cuya pasión era visitar restaurantes y que un día pensó que sería buena idea compartirlo con el resto del mundo. Él es Pablo Cabezali y puede presumir de haber comido en más de 300 sitios en tan solo dos años, con sus respectivas críticas en su página web. A él le gusta decir que lo único estable en su vida es el hambre, pero su apuesta personal ya lo es. La fórmula funciona: visitas a restaurantes de toda la geografía española y reseñas sinceras con las que ha conseguido ganarse el respeto y el cariño de miles de seguidores en su cuenta de YouTube y en su perfil de Instagram.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

¡Cuánto me gustan las Pizzas! Y qué poco frecuento pizzerías.. Y no por falta de ganas. Muchas veces cuando me preguntáis por las mejores Pizzas de Madrid no me atrevo a mojarme, creo que me queda mucho por descubrir pese a ya conocer las míticas: Grosso, Nap, Fratelli.. Cada una de ellas tiene sus pros y sus contras. Lo que si encontramos es un nexo común: Su masa al estilo Napolitano. Era el momento de conocer un nuevo competidor contra estos locales, os hablo de Piccola Napoli. ⠀ Con dos locales en Madrid, acudí al que tienen próximo a Cuatro Caminos en la Calle Cristobal Bordiú. El local es bastante grande y tiene cabida para bastantes comensales. Junto a las mesas del principio, un Horno listo para dar el remate final a las numerosas Pizzas que salen cada turno en cuestión de poco tiempo.. o eso pensaba. ⠀ La Carta es concisa en preparaciones pero extensa en variedad. La oferta de Pizzas es descomunal, con opciones de todo tipo, cuesta decantarse por una u otra. Cada una de ellas se ofrece en dos tamaños, 25cm a un reducido precio (inferior a 10€ en todos los casos) y 30cm por apenas 4€ más. Mi recomendación: moderarse en diámetro y escoger más variedades si cabe la posibilidad. Creedme, cuando se comparte la comida se encuentran joyas y también decepciones. Si sales contento y regresas ya sabes cómo acertar. ⠀ En cuanto al servicio, fue muy muy lento, no excesivo en toma de orden, requisitos puntuales y demás, sino en la cocina. Ni rastro de la rapidez exigida. Una Pizza que se hace en 60-90 segundos llegó a extenderse hasta casi 15 minutos. ⠀ Respecto a la mano con las Pizzas, unas masas que contentan a todo ciudadano del mundo, incluido italianos. Cantidades de ingredientes adecuadas (me he llegado a encontrar Pizzas que son 95% masa) y conjuntos de sabores agradables. ⠀ Si a todo le sumamos una deliciosa Tarta de Queso con Pistacho por apenas 4€ tenemos una cena de las que sacan sonrisa de oreja a oreja con un desembolso bastante reducido (Por debajo de 20€). ⠀ Recomendado para todo amante de las Pizzas. Espero que el servicio gane en eficiencia y nosotros aún mas en satisfacción si cabe. Mis felicitaciones por lograr unas Pizzas de este calibre 👏

Una publicación compartida de CENANDO CON PABLO (@cenandoconpablo) el

Su pasión por la comida, su carisma, su humildad y su incansable trabajo le han llevado a ser uno de los youtubers gastronómicos con mayor proyección en los últimos años. Y, sobre todo, a que sus ‘followers’ escuchen con atención sus opiniones. ¿Cómo elige restaurante ¿De qué manera ha sobrevivido al confinamiento? ¿Cuáles son sus aspiraciones? Charlamos con él para que nos cuente todos sus secretos.

Pregunta: ¿Quién hay detrás de Cenando con Pablo y cómo surge?

Respuesta: Me llamo Pablo Cabezali, tengo 27 años y producto de mis frecuentes visitas a restaurantes se me ocurrió crear un perfil donde contar mis experiencias, que plasmase mi personalidad y valores: sinceridad, humor, etc. Llevo dos años con el proyecto y estoy muy contento con los resultados porque cada día somos más en la comunidad.

P: Tu punto fuerte son las reseñas sinceras de restaurantes, pero ¿cómo planificas las visitas? ¿Sigues alguna estrategia o criterio?

R: Me baso en recomendaciones de mis propios seguidores, que están activos y me mandan las cosas más trendy cada momento. Me gusta también leer a otros críticos y compañeros; indago por mi cuenta, veo cosas por redes sociales. Tengo una lista donde añado sitios y me encanta tacharlos, pero es verdad que al final añades más que tachas, ¡me tengo que poner las pilas! En cuanto a la estrategia, busco sitios que interesen pero que me reconforten y que sepa que voy a disfrutar de la comida. Soy una persona muy expresiva y si voy motivado a algo, luego se refleja en cómo lo transmito.

P: Diario de un youtuber gastronómico en cuarentena. ¿Cómo has sobrevivido durante más de 60 días de confinamiento? ¿Te ha cambiado tu trabajo?

R: Son tiempos difíciles para todos. En mi caso me he tenido que reinventar al estar cerrados los restaurantes. Me he decantado por cosas cercanas a la gente, comparativas de comida que puedan encontrar en un supermercado o pedir a domicilio (guacamoles, quesos, tortillas de patata…). He abogado por escuchar y ver preferencias de la comunidad, de la mayoría, porque al final me debo a ellos. El trabajo ha cambiado porque hay que romperse mucho el coco, muchas horas pensando y en el fondo todo el contenido que he sacado ha sido una prueba. Si ha funcionado se ha repetido y lo que no ha sido exitoso, se desecha».

P: ¿Qué va a ser lo primero que hagas este mismo lunes, cuando Madrid ya esté en fase 1 de desescalada?

R: Tengo unos cuantos sitios mirados que disponen de terraza y espero poder ir. Así que me voy a poner en contacto con ellos para dar contenido distinto en Cenando con Pablo y apoyar a todos los profesionales que están pasando por este momento tan difícil.

P: ¿Habrá miedo a los restaurantes? ¿Va a cambiar el mundo de la restauración? 

R: Sí porque es algo mundial. Va a ser todo diferente y la gente se lo va a pensar todo dos veces. Viene una gran crisis que va a hacer que se resienta el sector del ocio, no van a ser los tiempos de antes. ¿Miedo? Quizás al principio, los primeros seremos los conejillos de indias pero se irá normalizando, no se puede vivir con miedo. Un símil que pongo a eso es que yo sufría ataques al principio de la cuarentena por pedir comida a domicilio y ahora no, la gente acaba por aceptar todo.

P: Durante la cuarentena ha habido un boom gastronómico importante. La gente se ha puesto a cocinar masivamente. ¿Veremos a Pablo en los fogones?

R: El boom ha sido desmesurado, sí. Me interesa bastante y alguna cosa he estado mirando, pero no me he puesto aún manos a la obra. Lo primordial para mí ahora mismo es el canal de Youtube. Lo de cocinar es una espinita que tengo clavada que tarde o temprano me sacaré.

P: Te hemos visto comer en algunos de los restaurantes con mejores chefs, como por ejemplo David Muñoz y recientemente has probado GoXO. ¿Qué ha hecho él que no ha haya hecho el resto para revolucionar el mundo de la gastronomía?  ¿Quién es tu referente de la alta cocina?

R: Considero que el éxito de David Muñoz se basa en que ha creado una marca personal basada en cocina muy creativa, producto de todos los viajes que ha realizado, que sorprende (es lo que se espera de la alta cocina) y que ha sabido comunicar con resultados. Es el único restaurante con tres estrellas Michelín aquí en Madrid y eso le desmarca de todos los chefs de la capital. Buena prueba de ello es la amplia lista de espera para comer en DiverXO. También, en cuarentena ha ganado más popularidad con el tema de las recetas y eso le hace desmarcarse del resto de rivales.

En cuanto a los referentes prefiero ser humilde porque me queda mucho por probar.

P: Más de 51.000 suscriptores en YouTube y más de 61.000 en Instagram avalan tu notable crecimiento. ¿Dónde está el techo de Cenando con Pablo? ¿Cómo esperas que vaya evolucionando tu negocio hasta llegar a más gente todavía? ¿Qué cambios prevés necesarios en un futuro?

R: Estoy muy contento con el crecimiento y ya no solo por los números. El hecho de tener una comunidad que responde a lo que compartes. Puedo presumir de que confían ciegamente en mi paladar y es algo que me he ganado con esfuerzo, visitando sitios y siendo honesto. Cuando eres cercano con la gente y eres realista, lo saben ver y lo valoran. El cariño y el agradecimiento que tengo cada día es lo que más me alegra de mi trabajo.

Pablo Cabezali: «No quiero techo, me queda mucho por aprender»

No considero que haya techo. Me queda mucho por aprender, sé un 5% de este mundo en lugares, restaurantes, tipos de cocina, productos… no quiero techo porque cuando me esté acercando veré que hay más escalones. En cuanto a los cambios en un futuro, creo que será importante que según crezca la comunidad deberé profesionalizar más mis contenidos: mejor composición de imágenes, vídeos, que yo mismo comunique mejor… ahora veo vídeos subidos al comienzo del canal hace ocho meses y hay un cambio abismal. Espero en un año poder decir lo mismo.

P: Por último, no podíamos acabar la entrevista sin preguntarte, ¿cómo mantiene Pablo una vida fitness y un estilo de vida saludable comiendo fuera tantas veces? ¿Has entrenado en casa durante el confinamiento?

R: La gran pregunta. Es algo que me preguntan a diario visto todo lo que enseño y lo que como. Quiero decir que hay veces que las redes sociales engañan. Por ejemplo, cuando voy a restaurantes no me como todo lo que muestro, si voy acompañado es a medias. Lo más importante para compaginar la vida fitness con restaurantes es estar en movimiento. Me quedo con una frase: «una caloría no ingerida jamás equivaldrá a una caloría consumida».

En cuanto al entrenamiento en casa, Pablo confiesa que «entreno 5 o 6 días a la semana porque se hacen más llevaderos los excesos con la comida que pido. Para mí es un estilo de vida: entrenar para poder permitirte estos caprichos gastronómicos que a todos nos gustan. Yo llevo seis años en los que he descansado días pero nunca una semana. Es muy importante», finaliza.

Si quieres conocer más secretos de ‘Cenando con Pablo’, ¡sigue leyendo!

 

Lo último en Actualidad

Últimas noticias