Reencuentro esperado

El importante cambio del Rey Juan Carlos en su regreso a Zarzuela

El Rey Juan Carlos en Madrid / Gtres
El Rey Juan Carlos en Madrid / Gtres

Esta misma mañana ha tenido lugar uno de los momentos más esperados en el panorama nacional. Después de haber pasado tres días en Sangenjo con motivo de la celebración de las regatas, el Rey Juan Carlos se ha desplazado hasta el Palacio de la Zarzuela para reencontrarse con su hijo tras dos años sin apenas contacto. Una ocasión muy especial que el emérito esperaba como agua de mayo y así lo desvelaba él mismo hace unas horas, admitiendo tener ganas de “muchos besos y abrazos” de sus seres queridos.

El Rey Juan Carlos en Madrid / Gtres
El Rey Juan Carlos en Madrid / Gtres

Ha sido a las 8 horas 40 minutos de este lunes cuando el marido de la Reina Sofía ha despegado desde Vigo con la mirada puesta en la capital. Allí sería donde una hora y media más tarde volvería a verse las caras con el Rey Felipe, quien aguardaba la llegada de su progenitor en Zarzuela sin dejarse ver por la prensa. Por su parte y sobre las diez de la mañana, el que fuera monarca español llegaba al Palacio como copiloto de un coche, donde ha aprovechado para saludar a todos los medios de comunicación que le esperaban y mostrándose tan cercano con ellos como lo ha hecho durante su estancia en territorio español. Además, siendo consciente de la importancia de la cita, Juan Carlos ha dejado aparte su look más campechano y con el que ha aparecido a diario durante su visita a Sangenjo para vestir con traje y corbata en un reencuentro muy esperado. Y no es para menos, ya que ha dado un giro de 180 grados al estar en un ambiente distendido, para ser partícipe del protocolo que gira en torno a la Corona.

El Rey Juan Carlos en Madrid / Gtres
El Rey Juan Carlos en Madrid / Gtres

Según el coche en el que iba se iba aproximando a los aledaños de Palacio, el rostro del que fuera soberano iba adoptando una mayor seriedad que cuando había sido fotografiado minutos antes de coger el avión que le llevaría a la capital. Por si fuera poco, el automóvil en el que estaba montado intentaba guardar la máxima intimidad del emérito en todo momento, contando con cristales tintados que impedían ver si le estaba acompañando la Infanta Elena. Aún así, Juan Carlos bajó la ventanilla para que la prensa pudiera verle y fotografiarle en lo que es ya un hito histórico.

El Rey Juan Carlos en Vigo / Gtres
El Rey Juan Carlos en Vigo / Gtres

Teniendo en cuenta que don Juan Carlos no se hospedará en Madrid, se espera que el emérito vuelva a Abu Dabi sobre las 16 horas 30 minutos, aprovechando para tener una pequeña reunión con su hijo en la capital y comer juntos, pero sin posibilidad de dormir en la que fuera su casa hace ya varios años. De esta manera, el Rey emérito volverá a la capital de los Emiratos Árabes Unidos a dar continuidad a su vida con total normalidad tras haber vivido una primera toma de contacto con el país al que un día representó. No obstante, se espera que vuelva a Sangenjo durante el próximo mes de junio con motivo del Campeonato de Vela, y así lo desveló su amigo y compañero Pedro Campos en una entrevista previa a la llegada del que fuera monarca a su casa.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias