MISA HOMENAJE

El emotivo movimiento a través del que Junco ha reavivado la guerra con el clan Pantoja

Junco Pantoja
Junco en el funeral de Bernardo Pantoja

Ha pasado casi un mes de la muerte de Bernardo Pantoja, y sin embargo, poco o nada ha podido saberse sobre qué ha sido de la relación entre su viuda, Junco; y su hija, Anabel Pantoja, las cuales parecían no gozar de un muy buen vínculo amistoso. Algo que ha quedado aún más patente durante las últimas horas, cuando la que fuera esposa del hermano de la tonadillera ha organizado una misa en memoria de su marido en la que no ha contado con la presencia de ninguno de los familiares de este. Un movimiento que podría decirse que se trata de una declaración de intenciones en toda guerra hacia un clan Pantoja que de cierto modo llegó a sentirse herido por los gestos que los allegados de Junco llevaron a cabo durante el velatorio de Bernardo.

Junco y Bernardo Pantoja por Sevilla / Gtres
Junco y Bernardo Pantoja por Sevilla.

Ha sido este 20 de diciembre a las 20:00 horas de la tarde cuando la parroquia de San Gonzalo de Triana en Sevilla se ha preparado para acoger uno de los actos más mediáticos del mes de diciembre, sobre todo teniendo en cuenta que ninguno de los miembros de la familia Pantoja han estado presentes. No obstante, según el reportero de Sálvame, José Antonio León, tanto Anabel como sus seres queridos han quedado en “una posición fea” por no ir, sobre todo aquellos que viven en Sevilla, como es el caso de Kiko Rivera. Esto indica que la japonesa no habría tenido problema alguno en acogerles en esta cita, habiendo ido pegando carteles en los lugares a los que solía acudir su marido con el objetivo de que la misa tuviera la máxima expectación y el apoyo de las personas que compartían día tras día su vida con Bernardo y que no pudieron asistir al tanatorio, ya sea por motivos personales o porque no les dejaron entrar por razones externas a ella.

Junco en el funeral de Bernardo Pantoja / Gtres
Junco en el funeral de Bernardo Pantoja.

Sea como fuere, no cabe duda de que este homenaje se trataba de algo mucho más importante que una misa para Junco, motivo por el que la ha llevado a cabo con la mayor de las ilusiones y sin probablemente imaginar que podría reavivarse con ello una nueva guerra entre ella y el clan Pantoja, más enemistado que nunca. No obstante, cabe destacar que la viuda prefiere mantenerse al margen de todo aquello que tiene que ver con las polémicas familiares, estando plenamente volcada con la triste muerte de su marido y recordándole en cada paso que da, habiendo admitido sentirse “un poquito mal” y “triste” cada vez que los recuerdos junto a el le vienen a la mente.

Junco cabizbaja en un momento complicado para ella / Gtres
Junco cabizbaja en un momento complicado para ella.

Anabel Pantoja y su “terapia de choque”

A Anabel Pantoja poco parecen importarle los homenajes que hace Junco sobre su padre. Es por ello que, durante la pasada tarde y en sus redes sociales, la ex concursante de Supervivientes se ha dejado ver a las puertas del cine y dispuesta a ser espectadora de la nueva película de Avatar, mientras unas horas más tarde ha ejercido como colaboradora del debate de La Isla de las Tentaciones.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias