Sexología

Descubre los métodos anticonceptivos no hormonales

lo que mucha gente no sabe es que también existen diversos métodos anticonceptivos no hormonales que, por lo tanto, podríamos decir que son más saludables
lo que mucha gente no sabe es que también existen diversos métodos anticonceptivos no hormonales que, por lo tanto, podríamos decir que son más saludables

Si alguna vez has querido poner medidas de precaución para evitar contraer ETS o quedarte embarazada, sabrás que las opciones que actualmente encontramos en el mercado como alternativas a los preservativos son múltiples y que la mayoría de ellas implican hormonas, que actúan en nuestro cuerpo para evitar que el óvulo quede fecundado. Mira cuáles son los métodos anticonceptivos no hormonales.

Pero lo que mucha gente no sabe es que también existen diversos métodos anticonceptivos no hormonales que, por lo tanto, podríamos decir que son más saludables, ya que solo actúan como barrera sin la necesidad de químicos y agentes externos que afecten a nuestro cuerpo con las consecuencias a veces impredecibles de los anticonceptivos que si contienen hormonas.

Precisamente para que tengas algunos datos más sobre este tema, en el presente artículo te contamos todo lo que necesitas saber acerca de esta alternativa a las pastillas anticonceptivas y a productos similares.

Sin saberlo, quizás descubres algún método que no conocías y te animas a probarlo, aunque lo mejor ante cualquier inquietud siempre es consultarlo con un especialista que pueda realizar un seguimiento.

¿Sabes exactamente lo que son los anticonceptivos no hormonales?

Quizás te suene, pero no has hablado mucho de ello. Lo cierto es que en este grupo incluimos todos esos productos y métodos que nos ayudan a evitar la fertilización del óvulo por el espermatozoide sin que eso intervenga en nuestro ciclo menstrual.

Puesto que, como hemos mencionado, actúan como barrera impidiendo el contacto entre el óvulo y el espermatozoide, es por eso que incluso los métodos de planificación, que nos indican cuándo evitar las relaciones sexuales de acuerdo a la fase en la que nos encontramos del ciclo menstrual, se consideran anticonceptivos no hormonales.

lo que mucha gente no sabe es que también existen diversos métodos anticonceptivos no hormonales que, por lo tanto, podríamos decir que son más saludables

Aunque antes de repasar las opciones que tenemos dentro de este grupo, debemos hacer un importante hincapié en que no todos los anticonceptivos nos protegen contra las ETS, ya que como su nombre indica, hay algunos que simplemente cumplen con la función de evitar el embarazo.

Múltiples opciones entre las que elegir… ¡también para él!

Y es que la anticoncepción no es solo cosa de mujeres, pues así como en este ámbito existe también el preservativo femenino, que al igual que el masculino consiste en una bolsa de látex que impide el paso de los espermatozoides hacia los óvulos y que de la misma forma que los condones también protegen de enfermedades de transmisión sexual (aunque son más complicados de colocar).

Además, profundizando en el tema de tales métodos para los hombres también existe la esterilización aplicable, tanto a los hombres como a las mujeres, aunque en los hombres se trata de un proceso quirúrgico permanente, muy recomendado para quienes están convencidos de no querer procrear ¡ya que no impide la eyaculación ni la excitación!

Y seguro que te suena el DIU de cobre, un método que algo invasivo y permanente (pues dura entre 10 y 20 años) pero generalizado. ¿En qué consiste? Concretamente, en colocar un objeto elaborado a base de plástico y cobre en el cuello uterino para crear un ambiente hostil para los espermatozoides liberando partículas de cobre que impiden su adherencia.

Y también hay otros métodos menos conocidos y más agradables como la esponja anticonceptiva o el diafragma, aunque ambos son algo menos efectivos (pues funcionan en un promedio del 80% de los casos) y no previenen de la contracción de ETS, aunque es interesante saber que existen y cómo funcionan.

El primero, consiste en una esponja sintética que está impregnada de espermicida que bloquea el cuello del útero, absorbiendo el semen y combatiendo el esperma; y el segundo es un círculo de látex que se coloca dentro de la vagina antes del coito por la mujer y que cubre el cuello del útero por completo.

El preservativo masculino sigue siendo el método más efectivo y menos invasivo

Así pues, por todo lo que hemos visto, podemos concluir que efectivamente el condón es actualmente la forma de prevención más saludable y segura.

Pero como hemos dicho nunca está de más conocer las otras opciones a nuestro alcance ya que, por razones personales, alguno de estos métodos anticonceptivos no hormonales menos populares podría adaptarse a ti mejor que el que actualmente estás usando.

De todas formas, como hemos mencionado, lo más aconsejable siempre que quieras empezar a utilizar alguno de estos métodos, es consultarlo con un ginecólogo que pueda asesorarte.

Es el profesional que puede darte una respuesta exacta sobre los métodos anticonceptivos no hormonales que mejor te vaya.

Seguramente realizará una exploración y te ayudará a decidir el método que vaya contigo. Si vas con tu pareja es mejor porque así lo entenderéis a la vez y podréis tomar una decisión al respecto.

 

Lo último en Estilo

Últimas noticias