FELIZ NOTICIA

Un doble nacimiento y una cita ineludible: la feliz noticia que ha recibido la Reina Sofía

Ver vídeo

La Reina Sofía es una gran apasionada de la naturaleza. Desde su infancia en los jardines del Palacio de Tatoi, la madre de Felipe VI aprendió a amar a la naturaleza y los animales. Es por este motivo que no es extraño que en muchas ocasiones se la vea colaborando en tareas de limpieza del medio ambiente o relacionadas con los animales. De hecho, el pasado verano, durante sus vacaciones en Mallorca, doña Sofía participó en la liberación de una tortuga marina. Una tarea que se enmarcaba en convenio de colaboración entre la Fundación Reina Sofía y la Fundación Palma Aquarium con la intención de aunar esfuerzos en favor del bienestar de la fauna marina de las Islas Baleares.

Reina Sofía, Princesa Leonor, Infanta Sofía
La Reina Sofía en una imagen de archivo en Mallorca /Gtres

No obstante, han sido numerosas las veces en las que doña Sofía ha mostrado su amor por los animales. Algunas de las más destacadas han sido, precisamente en Madrid, en el Zoo Aquarium de la capital, donde la madre de Felipe VI ha protagonizado entrañables momentos junto a una de las especies con las que más sintonía parece tener: los pandas. La última vez que la vimos junto a ellos fue en 2018 cuando, coincidiendo con la celebración del Año Nuevo Chino, la Reina acudió al zoo. En esa fecha además se conmemoraban 40 años de la presencia de osos pandas en el zoológico madrileño y 45 años del inicio de las relaciones diplomáticas y la renovación del acuerdo de cooperación, conservación e investigación del panda gigante en España entre la Asociación de Parques Zoológicos de China y Zoo Aquarium de Madrid. Sin duda, una efemérides más que destacada.

La Reina Sofia durante la liberación de la tortuga / Gtres

Ahora, la madre de Felipe VI tiene una nueva oportunidad para reencontrarse con sus pandas. Tal como han confirmado desde el parque, se ha producido el nacimiento de dos crías de panda. La primera cría nacía a las 8.30 de la mañana del pasado 6 de septiembre. Casi cuatro horas después, asomaba la segunda. Con un peso de 171,4 y 137,4 gramos, respectivamente, aún queda por determinar el sexo, que se confirmará  en los próximos días.

La Reina Sofía en una visita al Zoo en 2010 / Gtres 

Las primeras ocho semanas serán vitales para estas delicadas crías que se irán intercambiando en una incubadora para asegurar la lactancia materna de ambas en un dormitorio donde gozarán de mayor tranquilidad y bienestar, que les facilitará el desarrollo poco a poco, hasta que abran los ojos, comiencen a pigmentar su piel y sustituyan el pelo por el lanugo blanco que las cubre en estos primeros días. No será hasta los dos meses y medio, cuando estarán lo suficientemente fuertes para que se las pueda ver y se elija un nombre con simbolismo hispano-chino. Será entonces cuando la Reina Sofía podría visitar el parque para conocerlas y amadrinarlas.

El nacimiento de estas crías (quinta y sexta) de oso panda en el Zoo de Madrid de la pareja formada por la hembra Hua Zui Ba y el macho Bing Xing  constituye una gran contribución en el campo de la conservación de especies amenazadas y de incalculable valor como la especie más mediática e icono para los que aman y protegen la naturaleza.

Fue hace 5 años cuando se produjo el último nacimiento de una cría de panda gigante en Zoo Aquarium de Madrid, después de los gemelos Po y De De (07/09/2010), a los que amadrinó la Reina Sofía, Xing Bao  (30/08/2013) y Chulina (30/08/2016), a quienes también tuvo la oportunidad de conocer.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias