A LA ESPERA DE JUICIO

El príncipe Andrés juega su última carta ante Virginia Giuffre

Ver vídeo

Estas navidades están siendo complicadas para la familia real británica. La muerte del duque de Edimburgo el pasado mes de abril ha supuesto un duro golpe para toda la familia, en especial para la Reina Isabel, que ha perdido al que ha sido su compañero de vida durante siete décadas. Sin embargo, no es este el único tema que ha tenido preocupada a la monarca, sino que la marcha de los duques de Sussex y la crisis que ha generado el conflicto al que se enfrenta el príncipe Andrés han sido importantes quebraderos de cabeza para la soberana.

Han pasado ya dos años desde que el duque de York anunciara su retirada de la vida pública tras la fatídica entrevista en la que negaba toda relación con Virginia Giuffre y comentaba su amistad con Jeffrey Epstein. En medio del juicio de la que fuera mano derecha del empresario, Ghislaine Maxwell, el Príncipe tiene abierto su propio frente, ya que la norteamericana presentaba una demanda en la que le acusaba de haberla obligado a mantener relaciones íntimas cuando era una menor.

príncipe Andrés
El príncipe Andrés con Ghislaine Maxwell / Gtres

Un proceso judicial que se desarrolla en Estados Unidos y que podría llegar pronto a su fin, sobre todo si se atiende a la estrategia planteada por el equipo legal del duque de York. Según se ha podido saber, los abogados del hijo predilecto de la Reina pretenden la anulación del litigio poniendo en duda el lugar de residencia de Virginia Giuffre. A este fin, tal como reza un documento que ha presentado el letrado del Duque, Andrew Brettler, “existen pruebas que se han descubierto recientemente y que demostrarían que el tribunal del distrito sur de Nueva York carecería de jurisdicción sobre el caso, ya que en este tipo de pleitos es condición indispensable que el denunciante resida en alguno de los estados de EE.UU”.

Un detalle que, al parecer, no se cumple en el caso de Giuffre. Según apunta el letrado, la joven no es residente en Colorado, sino que tiene su residencia fijada en Australia y allí ha vivido diecisiete de los últimos diecinueve años. Cuando presentó la demanda, tenía un permiso de conducir australiano y vivía en una casa en Perth valorada en casi dos millones de dólares australianos. Es allí donde ha pasado gran parte de su vida, de manera que sus lazos con Colorado en estos momentos son bastante limitados. De aceptarse esto, es muy probable que el juicio se declarara nulo, porque las normas de la corte federal no permiten que las dos partes del caso sean ciudadanos extranjeros.

príncipe Andrés
Virginia Giuffre a la salida de un tribunal / Gtres

La documentación aportada por la defensa del príncipe Andrés recalca que Giuffre se registró recientemente en Colorado recurriendo a la dirección de su madre y su padrastro, en una acción que ellos mismos consideran sospechosa. Por este motivo, los letrados del Duque solicitan que los alegatos de la demandante y otras pruebas se anulen y se desestime su petición.

Sin respuesta todavía por parte del tribunal, lo cierto es que no es la primera vez que el príncipe Andrés recurre a una cuidada estrategia para poner fin al proceso. Después del verano, su equipo de abogados solicitó la anulación del proceso alegando la existencia de un acuerdo privado al que la denunciante había llegado previamente en el que se exculparía al acusado.

Príncipe Andrés
El príncipe Andrés en una imagen de archivo / Gtres

Por ahora, Andrew Brettler ha pedido al juez que se detenga el proceso hasta investigar el tema de la residencia, ya que está prevista una audiencia de cara a principios de año. Será entonces cuando sepamos la decisión del magistrado y si finalmente no se llega a juicio.

 

Lo último en Casa Real

Últimas noticias