NUEVO DILEMA

Preocupación máxima para Cristiano y Georgina: de un pago millonario a unos vecinos en pie de guerra

Cristiano Ronaldo y Georgina Rodríguez en una cena / Gtres
Cristiano Ronaldo y Georgina Rodríguez en una cena / Gtres

No hay paz para Cristiano y Georgina. Después de un Mundial de Futbol accidentado y de unas fuertes disputas familiares, la pareja se enfrenta ahora a un nuevo problema que les trae por la calle de la amargura: la construcción de su palacete futurista. La gran casa que la pareja está construyendo en la Quinta da Marinha, la urbanización más lujosa de Portugal, a tan solo 25 minutos de Lisboa, está trayendo más quebraderos de cabeza que alegrías.

Cristiano Ronaldo y Georgina posando en un photocall / Gtres
Cristiano Ronaldo y Georgina posando en un photocall / Gtres

Si hace unos meses dábamos la noticia en este digital de que el presupuesto inicial se había doblado de los 11 a los 21 millones de euros, la verdad es que nos quedamos cortos. El pasado fin de semana, coincidiendo con la derrota de Portugal en el Mundial de Qatar, la empresa constructora de la mansión volvió a enviar un presupuesto rectificado y la cifra es ya de infarto: la obra va a costar, si es que no hay cambios, alrededor de 32 millones de euros, convirtiéndose en una de las construcciones habitacionales más caras en la historia del país vecino.

Las dimensiones de la casa son colosales, dignas de un jeque árabe. Una hectárea de terreno con vista parcial al mar, casi tres mil metros de edificación, garaje para 20 coches, y la joya de la corona: una suite de 300 metros para el jugador y la influencer con mural de Louis Vuitton incluido. Un lujo exagerado que está llevando hasta el más rico de los futbolistas a hacer reajustes.

Cristiano Ronaldo y Georgina posando en un photocall / Gtres
Cristiano Ronaldo y Georgina posando en un photocall / Gtres

Y es que, tal como ha podido saber Look, Cristiano quiere un retiro de oro, pero no se está tomando muy bien este último reajuste presupuestario: “A Ronaldo le gusta el lujo exagerado. ¿Mármol? El Mejor. Grifos en oro blanco, habitaciones inteligentes e interactivas para sus hijos, piscinas climatizadas, una cocina extra de estilo japones para hacer sushi… Todo es poco para él y eso se termina pagando”, nos cuenta una fuente cercana a la pareja.

Los vecinos le declaran la guerra

La noticia de que CR7 se había comprado el terreno en la urbanización, dividió al elitista vecindario. Si, por un lado, los más pragmáticos han visto una oportunidad para revalorizar aún más sus casas, las familias de ‘toda la vida’ han mostrado, desde el inicio de las obras, hace ya tres años, que la construcción faraónica terminará con la tranquilidad habitual de sus vidas.

Cristiano Ronaldo y Georgina / Gtres
Cristiano Ronaldo y Georgina / Gtres

Al final, parece que los segundos tenían razones para preocuparse. Según se ha avanzado en el matinal portugués Manhã CM, presentado con maestría por Duarte Siopa y Ágata Rodrigues en la cadena lusa CMTV, “los nuevos vecinos de Cristiano han clamado el grito en el cielo por las obras. Hace 3 años que una de las principales vías de la urbanización sufre cortes constantes, el ruido es brutal, los más cercanos tienen dificultad en disfrutar a veces de su jardín por el tema de polvo… Los vecinos están muy incómodos por las obras y se plantean hacer una queja a la empresa que gestiona el condominio y al Ayuntamiento de Cascais”.

Sin duda, un nuevo quebradero de cabeza para uno de los mayores jugadores de todos los tiempos, que está viviendo su particular calvario personal y profesional. Veremos si lo que parecía un paraíso no se convierte en una auténtica jaula de oro para la pareja. Tiempo al tiempo.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias