MUY DURO

Pruebas de paternidad, la venta de Cantora y un dardo a su prima Anabel: Kiko Rivera, hundido

El tiempo no ha mitigado su dolor, y ya no puede más

Ver vídeo

Kiko Rivera no puede más, el tiempo desde que comenzó la guerra abierta con su madre no ha hecho más que avivar el dolor y no mitigarlo como él pensaba. Está cansado y así lo ha contado en la revista ‘Lecturas’ donde se ha mostrado más duro que nunca con Isabel Pantoja y también con el resto de su familia, incluidas su hermana Isa y su prima Anabel. Está mirando por su bienestar y se siente solo, a pesar de que su mujer, Irene Rosales, sus hijos y sus amigos están con él incondicionalmente. Pero está hundido y en un momento de mucha ansiedad, por lo que no ha dudado en decir que ‘sí’ a la ayuda que le ha brindado Sofía Cristo para que comience un nuevo programa de rehabilitación.

Kiko Rivera
Kiko está hundido y el paso del tiempo no ha conseguido mitigar el dolor por lo que está ocurriendo/Telecinco

Han sido unas semanas complicadas para él. Empezando por el ‘golpe’ recibido en el día del cumpleaños de su madre y el detalle de la corona que envió su madre al cementerio en el que solo ponía «Tu esposa», cuando siempre rezaba «Tu esposa y tu hijo», algo que a Kiko le parece «ruin y rastrero». Está hundido, pero también muy enfadado con ella. Cada vez tiene más claro su proceder respecto de Cantora. No va para no montar un escándalo, debido al delicado estado de salud por el que pasa su abuela, pero es contundente al afirmar que su tío tiene los días contados allí.

Cantora
Vende su parte de Cantora por 2 millones de euros libres de cargas/Gtres

Vende su parte de la finca por 2 millones de euros libres de cargas y ya han sido varios los posibles compradores interesados en adquirirla. Han estado allí in situ, aunque no han podido entrar en la vivienda ya que, aunque Kiko es copropietario, es su madre quien reside allí. «Una prisión» para la tonadillera, según afirma su hijo mayor, que es contunde y más duro que nunca al afirmar que «estaría mejor en la cárcel que en Cantora». Todo por estar en compañía de su tío Agustín, a quien califica como «veneno». Y se muestra además muy dolido con lo último ocurrido en la familia cuando su tío Bernardo trató de entrar a visitar a su madre, y no le dejaron.

¿Y el resto de la familia?

«Tíos, primos, hermanos, ¿dónde están?», se pregunta Kiko que no escatima en palabras hacia su hermana pequeña y su prima Anabel. Francisco y Cayetano están con él, le llaman, mantienen el contacto y además su hermano mediano le ha visitado varias veces.

Cayetano y Kiko Rivera
Sus hermanos mayores están con él/Instagram

Con Isa ha quedado en dos ocasiones para comer «para que se vieran los niños». Pero le duele su actitud. Ya le dijo en su momento que si quería saber lo que estaba ocurriendo la invitaba a ir a su casa a ver toda la documentación de la que dispone. «‘No quiero verlo’, dijo en televisión. Porque sabe que si lo hace tiene que elegir y a Anabel le pasa igual», responde el DJ que admite entender su postura, pero no compartirla.

Kiko Rivera, Isa Pantoja, Anabel Pantoja, Asraf Beno, Omar Sánchez
El Dj se ha mostrado implacable con su hermana y su prima/@riverakiko

Es implacable con su prima, a la que dice tener el mismo cariño de siempre: «Como no tiene nada que ver con ella…¡habría que verla si le estuviera pasando a ella!». Y recuerda cómo Anabel respondió una vez en ‘Sálvame’ «¿y a mí quién me pregunta?», cuando le preguntaron precisamente por cómo estaba llevando Kiko todo. «Tengo el mismo cariño, pero sabiendo quién está y quien no. Quien no está hoy no estará mañana», afirma con contundencia.

Las pruebas de paternidad

‘Socialité’ se hizo eco, el pasado 13 de marzo, de una información dada por Francisco Muñoz Cariñanos, hijo del desaparecido doctor Antonio Muñoz Cariñanos, que afirmaba que Kiko se había puesto en contacto con él para someterse a una prueba de paternidad. Una información que no sorprendió, ya que se llegó a hablar de este rumor durante ‘Cantora, la herencia envenenada’, siendo el propio DJ el que lo trató con cierta ironía.

Tres días después de que Muñoz Cariñanos soltara la bomba en el programa de María Patiño, Rivera Pantoja defendía su ascendencia en sus redes sociales, aunque su mujer contó en ‘Viva la vida’ que «si Kiko quiere hacerse la prueba, eso es asunto suyo».

Y es en ‘Lecturas’ donde Kiko Rivera se ha sincerado a este respecto: «No quería que saliese, quería que la decisión que yo tomase fuera privada. Quedármela yo». Pero no ha podido ser.

 

 

Lo último en Actualidad

Últimas noticias