BROCHE DE ORO

Joaquín Sabina y Jimena Coronado, boda sorpresa tras un cuarto de siglo de amor

Joaquín Sabina
Joaquín Sabina y Jimena Coronado en una imagen de archivo / Gtres
  • LOOK

Joaquín Sabina y Jimena Coronado por fin son marido y mujer. La pareja ha contraído matrimonio en una discreta ceremonia celebrada en el registro civil de la calle Pradillo en torno a las 12:00 de la mañana, tal como ha confirmado el diario “El País”. Un cuarto de siglo después de conocerse durante una sesión de fotos en Lima, concretamente en el hotel Sheranton, donde entonces Coronado acudió como fotógrafa.

 

A la ceremonia, oficiada por la secretaria del juzgado, han asistido el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska y Joan Manuel Serrat. La pareja, que llevaba las reglamentarias mascarillas, ha intentado en todo momento pasar desapercibida. Mientras que Sabina llevaba un traje azul y un sombrero de paja, su ya esposa ha apostado por un discreto vestido en color índigo. Una vez finalizada la ceremonia, han salido por la llamada “puerta de bodas” y desde allí se han dirigido a celebrar la feliz noticia con el resto de amigos y familiares.

Joaquín Sabina
Joaquín Sabina en una imagen de archivo durante una de sus últimas actuaciones / Gtres

El pasado mes de noviembre, Joan Manuel Serrat reveló que Sabina le había contado que le había pedido matrimonio a Jimena tras más de dos décadas de convivencia, de manera que el enlace ha sido una sorpresa solo a medias. La pedida tuvo lugar durante la fiesta con motivo del cincuenta cumpleaños de la fotógrafa, delante de todos sus conocidos. Sabina no tuvo reparos, a sus más de siete décadas de vida, en hincar rodilla y recitar unos versos para la que hoy se ha convertido en su esposa.

Joaquín Sabina
Joaquín Sabina en una imagen de archivo / Gtres

Los últimos meses han sido un tanto convulsos para el artista. Sabina sufrió una aparatosa caída durante una actuación en la capital junto a Serrat que le mantuvo varios días en situación crítica. Varios días después recibía el alta hospitalaria y ha pasado el confinamiento en su residencia en la castiza plaza de Tirso De Molina en compañía de Jimena, y sin apenas mantener contacto con nadie, eso sí, ninguno de los dos ha faltado al aplauso a los sanitarios.

Este es el segundo matrimonio para el cantante, que a finales de la década de los setenta se casó con Lucía Correa, una boda más por interés que por amor, tal como él mismo ha contado en alguna que otra ocasión, para evitar pasar las noches en el cuartel cuando le tocó hacer la mili. Además, el artista tiene dos hijas de una relación con Isabel Oliart, Carmela y Rocío.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias