Belén Esteban y los 3 caídos en combate de su ‘otra familia’

Jorge Javier Vázquez se suma al club de los desterrados de Belén Esteban. ¿Cómo ha derivado cada uno de sus enfrentamientos con gente que fue altamente importante en su vida?

  • LOOK

La vuelta del confinamiento le ha traído a Belén Esteban más de un dolor de cabeza. Ella no se esperaba que su esperado retorno al sillón de ‘Sábado Deluxe’ quedase ensuciada por la gran trifulca que mantuvo con su gran amigo Jorge Javier. Una vez más, la política sirvió para agrietar el vínculo entre dos personas que suman dos décadas de amistad. Tampoco sirvió de mucho la paz firmada y televisada días después con la caída de ‘El Muro de Berlén’ porque unas horas después la de San Blas volvió a la carga contra el el que ha sido su mentor en Telecinco. Perdona pero no olvida.

Jorge Javier Vázquez y Belén Esteban han protagonizado un tremendo enfrentamiento en plató/ Telecinco
Jorge Javier Vázquez y Belén Esteban protagonizaron un tremendo enfrentamiento en plató/ Telecinco

La guerra fría con Jorge Javier Vázquez deja algo tocada la relación entre ellos y deja en jaque su amistad. Ella se siente «humillada» por él y necesita de mucho más tiempo para curar las heridas. Por su parte, el polifacético presentador no le ha dado nada de importancia a la bronca y en ocasiones hasta se lo ha tomado a risa, algo que ha encendido mucho más la ya de por sí corta mecha de la Esteban. Aún se desconocen las consecuencias que tendrá entre ambos su choque frontal y aunque, finalmente, ambos enterraron parte del hacha de guerra en la pasada edición de ‘La última cena’, aún está por verse el desenlace de los  cada vez más frecuentes desencuentros entre ambos. Aunque este rifirrafe ha sido uno de los mas fuertes de la gran pantalla para la de Paracuellos, no es la primera vez que una pieza clave de la ‘familia televisiva’ de Belén fricciona con ella. Jorge es la tercera ‘víctima’, pero antes que él estuvieron dos personas de suma importancia en su vida: Ana Rosa Quintana y Toño Sanchís.

Ana Rosa, de mentora a demandada

Belén le debe mucho a Ana Rosa. Es cierto que sus inicios (año 2.000) en la pequeña pantalla fueron de la mano de Alicia Senovilla, en el programa de debate del reality ‘El Bus’ y después en el magazine ‘Como la vida’, pero su mejor versión se vio durante los años que estuvo junto a Quintana en su mítico ‘Sabor a ti’. Belén triunfaba por ser una chica de raíces humildes, de barrio, que se había enamorado de un torero con quien había tenido una niña. Ana Rosa y ella formaron un buen tándem que se rompería cuando Esteban aceptó la jugosa oferta de Telecinco en el 2004. La salida de Belén creó cierta reticencia en su mentora pero pronto se dio cuenta de que acertó de pleno.

Ana rosa, belén esteban

Pero hay veces que las cosas no salen como uno quiere y su relación se torció en el año 2010. Los reporteros de Ana Rosa filmaron a Belén Esteban discutiendo en plena calle con su marido, algo que hizo estallar a la princesa del pueblo: «Tengo puestas 16 demandas, con 16 pruebas. Está todo el mundo denunciado, programas, productoras, ‘bocachanclas’, gente que cuenta cosas de mi vida que no me han sucedido…Voy a por todos, incluida Ana Rosa Quintana (…) He estado nueve años en Cuarzo, propiedad de Ana Rosa Quintana, y esto me hace mucho daño. Me han sacado hermanas secretas, han dicho que soy drogadicta, que me ponen los cuernos, que mi madre no paga la casa… Nos vemos en los tribunales, gracias».

Con el paso de los años, el conflicto entre ellas se ha suavizado y a día de hoy su relación no es mala, pero tampoco buena, es cordial. Se respetan profesionalmente y no hay ningún problema. De hecho, la periodista no ha dudado en ponerse del lado de Belén Esteban en su enfrentamiento dialéctico con Jorge Javier.

Toño Sanchís: de ‘hermano’ a enemigo número 1 de Belén Esteban

Y así llegamos al tercer caído en combate de Belén. Toño Sanchís es la tercera persona que un día fue importante en su vida pero que hoy solo son un montón de malos recuerdos. Cuando el dinero entra en juego, mal augurio y Sanchís cayó en la tentación de quedarse con algo que no le pertenecía. Han pasado casi cinco años desde que Belén Esteban conoció la traición de Toño. Era noviembre de 2015. Toño, entonces su representante y mano derecha, quiso evitar el conflicto judicial entregándole 372.000 euros de forma inmediata. Pero la cantidad que él y su empresa Lorant debían a Belén Esteban ascendía de forma exponencial. La traición tenía forma: Toño Sanchís podría haberse quedado con más de 1´5 millones de euros que le pertenecían a su representada.

Toño Sanchís / GTres
Toño Sanchís abandonó su casa para siempre / Gtres

El que fuera mano derecha y hombre de máxima confianza de Belén no quiso dar la cara, nunca respondió a sus demandas de reunión, ni a sus requerimientos y la colaboradora de ‘Sálvame’ se vio obligada a interponer una demanda para reclamarle el casi millón de euros que durante años no le había pagado por diferentes trabajos.El «Toño, PÁ-GA-ME» de Esteban es casi un himno en los pasillos de Telecinco. Como recompensa por todo el mal trago vivido, Belén Esteban se quedó en propiedad con el domicilio familiar de Sanchís en Villanueva del Pardillo (Madrid, escenificando uno de los deshaucios más famosos de la crónica social española.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias