BUENAS NOTICIAS

La reina Isabel recibe la mayor de las alegrías tras su devastadora pérdida

La hija de la princesa Ana está esperando su tercer hijo junto al deportista Mike Tindall, con el que se casó en el año 2011 tras un largo noviazgo.

Buenas noticias para el clan Windsor. Si hace apenas unos días la reina Isabel se despedía de uno de sus más leales compañeros, su perro Vulcano, ahora la monarca celebra el embarazo de una de sus nietas. Y es que la hija de la princesa Ana, Zara Tindall, está de enhorabuena. Así lo ha confirmado su marido, el jugador de rugby Mike Tindall. Lo ha hecho a través de su podcast, “El bien, el mal y el rugby”, en lugar de por los canales tradicionales, algo que no es de extrañar ya que, por expreso deseo de su madre, la princesa real, ni Zara ni su hermano tienen título nobiliario, ni ejercen como miembros activos de “La Firma”.

Para la pareja, este será su tercer hijo en común tras el nacimiento de Mia Grace, de seis años, y de Lena Elizabeth, de dos. Sin embargo, en los últimos tiempos, el matrimonio se ha enfrentado a dos abortos antes de la llegada de la pequeña Lena, de manera que esta noticia llena de alegría a toda la familia. Para la princesa Ana, será su quinto nieto, mientras que para la reina Isabel será el décimo bisnieto, tras el nacimiento de Archie Harrison y del primer hijo de la princesa Eugenia, previsto para este mes de enero. Aún es pronto para saber más detalles en torno a esta feliz noticia, pero todo apunta a que el nuevo integrante del clan Windsor llegará al mundo de cara a la primavera y ocupará el puesto 22 en la línea de sucesión, por detrás de sus dos hermanas mayores.

Zara Tindall
Zara Phillips y Mike Tindall en una imagen reciente / Gtres

A sus treinta y nueve años, Zara Tindall no solo fue la primera nieta de la reina Isabel, sino que son muchos los que aseguran que, junto a Lady Louise, es su favorita. La hija de la princesa Ana es uno de los miembros mejor considerados de la Familia Real por su naturalidad, espontaneidad y sencillez. Puede presumir de ser la primera royal británica en conseguir una medalla olímpica en los juegos de Londres de 2012  donde quedó segunda en hípica, aunque no superó a su padre, Mark Phillips, que logró el oro en Múnich en 1972.

Hace algunos años, la propia Zara declaraba estar muy satisfecha con la decisión de sus padres de que ni ella ni su hermano llevaran título: “tuve mucha suerte de que mis padres no quisieran que llevara un titulo. Eso nos permitió crecer de una manera más normal a mí y a mi hermano. He encontrado mi propia forma de vida con esfuerzo y coraje”, aseguraba.

La reina Isabel II y Carlos de Inglaterra en una imagen de archivo./Gtres
Los últimos meses han sido especialmente difíciles para la reina Isabel /Gtres

Junto al deportista Mike Tindall, con quien se casó en abril del año 2011, ha formado una preciosa familia, aunque su relación no ha estado exenta de alguna polémica. Debido a que la pareja no ejerce como miembros trabajadores de la Familia Real , puede ganarse la vida de forma independiente. Tanto es así que, según la web Celebrity Net Worth, su fortuna ronda los 20 millones de dólares, la mayor parte gracias a acuerdos de patrocinio y contratos con firmas como Rolex o Land Rover.

La reina Isabel recibe la mayor de las alegrías tras su devastadora pérdida
Los duques de Cambridge en una de las paradas de su gira en el Royal Train / Gtres

Una Navidad diferente

Esta Navidad será muy diferente para la Familia Real. A pesar de que hace unos días, el núcleo central de la familia se reencontró en Windsor tras la breve gira de los Cambrigde en el Royal Train, lo cierto es que dadas las circunstancias, no están previstos grandes fastos en Sandringham, ni siquiera reuniones familiares por estas fechas. La austeridad marca este año una fecha tan significativa, aunque ya se ha confirmado que la reina Isabel será una de las primeras en probar la vacuna para concienciar a la población de su efectividad, tal como ocurrió hace décadas con la de la polio.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias