COINCIDENCIAS REALES

Ni Diana, ni la reina Isabel: la verdadera predecesora de Kate Middleton

La esposa del rey Eduardo VII, la reina Alejandra, es una de las royals que más cosas en común guarda con Kate Middleton, hasta el punto de que puede considerarse como su antecesora.

Ver vídeo

Poco más de diez años después de entrar a formar parte en el entramado de “La Firma”, a nadie le queda duda del papel que en estos momentos ocupa la duquesa de Cambridge. A pesar de que en un primer momento incluso la propia reina Isabel tuvo dudas de la idoneidad de la hoy esposa del príncipe Guillermo para el rol que habrá de desempeñar en el futuro, a día de hoy, Kate Middleton ha sabido ganarse con creces no solo el apoyo y cariño de su familia política sino, lo cual es más importante, el de los británicos. Tanto es así, que muchos ven en ella y en Guillermo a los sucesores ‘naturales’ de la monarca, por mucho que el protocolo marque que es el príncipe Carlos quien habrá de ocupar el trono a la muerte de la reina Isabel.

Kate Middleton y el Príncipe Guillermo en una imagen de archivo / Gtres

Al margen de cuestiones dinásticas o hereditarias, de lo que no cabe duda es de que, en esta última década, la duquesa de Cambridge ha experimentado un sustancial cambio. De ser solo la esposa de Guillermo, en un segundo plano y con apenas agenda, ahora Kate Middleton tiene entidad propia, con agenda específica y numerosas causas a su cargo y patronazgos.

Aunque la condesa de Wessex es su amiga y confidente -incluso su estilista informal-Kate Middleton tiene muy presente el modelo de la reina Isabel y eso se ha hecho patente en su comportamiento y en su vestuario. La duquesa de Cambridge ha prescindido casi en su totalidad de los pantalones -salvo en momentos muy concretos y por necesidades del entorno-, apuesta por estampados florales, diseños de corte lady largos por debajo de la rodilla y llamativos colores. Es precisamente en esto último en lo que se aprecia más a influencia de la Reina, que se decanta por vestidos de colores llamativos con el único objetivo de que se la pueda distinguir entre la multitud.

Kate Middleton ha experimentado un gran cambio en los últimos años / Gtres

Sin embargo, al margen de la reina Isabel, hay una figura con la que la Duquesa guarda muchas similitudes. Se trata de la princesa Alexandra de Dinamarca -después reina consorte-. Separadas por más de un siglo, ambas mujeres están conectadas por sus gustos y personalidades. La princesa Alix , como se la conocía de manera popular, guarda un gran parecido con la esposa del príncipe Guillermo, pero no en términos físicos, en los que también se podría establecer cierto paralelismo.

La princesa Alexandra de Dinamarca contrajo matrimonio con el rey Eduardo VII, hijo mayor de la reina Victoria y el príncipe Alberto. Conocido como Bertie, desde siempre fue un hombre proclive a los escándalos, algo que se atribuyó a la prematura muerte de su padre. Sin embargo, su carácter se volvió más retraído cuando se comprometió con Alix.  a los que puso punto, hija del rey danés Christian IX. A pesar de su origen real, Alix había vivido una humilde niñez, pero eso cambio al llegar a Inglaterra.

La reina Alexandra en una imagen de archivo / Gtres

Al igual que le ocurre en la actualidad a la duquesa de Cambridge, en su momento, Alejandra de Dinamarca estuvo en boca de todos por sus looks. La royal se hizo muy popular por sus elecciones de estilo, siempre acordes al protocolo y en consonancia con su marido.

Una forma de vestir que recuerda a cómo Kate Middleton recurre a firmas británicas en momentos clave y a firmas low cost cuando quiere dar una imagen de sobriedad. La moda es un elemento esencial en la percepción que la ciudadanía tiene de sus reyes.  Alix puso de moda los escotes altos y las gargantillas, símbolo de la era eduardiana.

Unidas por la fotografía

Si hay una afición que Kate Middleton ha desarrollado especialmente en los últimos años esta es la fotografía. Una pasión que la ha hecho convertirse en retratista oficial de los Windsor y gracias a la cual ha estado implicada en varias iniciativas. En esta misma línea, Alix era una gran fanática del mundo de la imagen. Gracias a su cámara Brownie de caja Kodak, Alix tomó fotografías de sus cinco hijos en su casa de Sandringham, lo que fomentó la idea de infancia royal y paisajes en la zona de Norfolk, tal como se aprecia en el reciente vídeo que los Cambridge han distribuido con motivo de su décimo aniversario.

Kate Middleton
La duquesa de Cambridge es una gran amante de la fotografía / Gtres

No solo eso, la Reina produjo una serie de fotografías con fines benéficos en 1908. Una coleccióin de imágenes de sus viajes y giras, así como de actos solidarios que recuerda a las que Kate Middleton ha presentado recientemente sobre los supervivientes del Holocausto.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias