UN ACTO IMPORTANTE

Jacques y Gabriella de Mónaco, perfectos suplentes de Charlene con el mejor de los apoyos

La Navidad está ya a la vuelta de la esquina y, por el momento, no hay noticias sobre la evolución de la princesa Charlene. La esposa de Alberto de Mónaco volvía al Principado después de más de seis meses en Sudáfrica, donde tuvo que someterse a numerosas intervenciones a consecuencia de una infección. A pesar de su regreso, apenas permanecía unas horas junto a los suyos y, tal como se confirmaba poco después, abandonaba Mónaco para ingresar en un centro especializado. El propio Alberto aseguraba que su recuperación era un proceso lento que iba más allá de lo físico. De hecho, algunas fuentes cercanas a la Princesa revelaban que su situación había sido mucho más grave de lo que en un principio se había dicho.

Charlene y Alberto de Mónaco con sus hijos / Gtres
Charlene y Alberto de Mónaco con sus hijos / Gtres

Sin embargo, la actividad en el Principado ha continuado. Jacques y Gabriella se han convertido en uno de los mejores apoyos de su padre en esta etapa, siempre que sus obligaciones escolares lo han permitido -los príncipes están estudiando en palacio debido a la situación sanitaria-. Además, tanto la princesa de Hannover como Estefanía de Mónaco han ejercido a la perfección todas las tareas de representación que el soberano les ha requerido.

Ahora, a las puertas de la Navidad y con las vacaciones escolares ya iniciadas el foco ha vuelto a estar en los más pequeños de los Grimaldi. Jacques y Gabriella se han alzado como perfectos anfitriones de una de las citas más tradicionales del Principado: la entrega de regalos a los niños monegascos. Una jornada que, este año ha sido muy diferente a otras ocasiones, ya que, además de la ausencia de Charlene, tampoco ha participado el príncipe Alberto.

En su lugar, sus hijos han sido los grandes protagonistas, pero han estado muy bien acompañados. En este caso, ha sido la princesa Estefanía quien ha apoyado a los pequeños, en un día tan entrañable, además de sus hijos, Camille Gottlieb y Louis Ducruet. Todos ellos se han mostrado en todo momento muy pendientes de Jacques y Gabriella y han derrochado ternura con ellos, que seguro echaban de menos a su madre, que estuvo en la entrega de regalos el pasado año. Un acto en el que, precisamente la Princesa sorprendió con un radical cambio de imagen que fue muy comentado a todos los niveles.

Estefanía de Mónaco con su hijo y su sobrino / Gtres 

Aunque la ausencia de la princesa Charlene era cuanto menos esperada, sí que ha sorprendido en parte la del príncipe Alberto, que esta vez ha querido dejar toda la atención para sus hijos y ha confiado en su hermana para que les acompañe. Los pequeños acaban de celebrar su séptimo cumpleaños y fue precisamente en esta fecha la última vez que su madre compartió un contenido en Instagram, ya que no dudó en felicitarles con una entrañable fotografía y un bonito mensaje.

La jornada, como era de esperar, ha estado marcada por algunas restricciones debido a la situación sanitaria, pero no han faltado los juegos, la música y las atracciones para diversión de los hijos de Alberto de Mónaco y del resto de la familia. Sin duda, un día muy entrañable que ambos guardarán en su memoria y que supone un nuevo paso hacia el lugar que habrán de ocupar en el futuro.

Charlene y Alberto de Mónaco con sus hijos / Gtres
Charlene y Alberto de Mónaco con sus hijos / Gtres

Pese a que la ausencia de la princesa Charlene era cuanto menos esperada, sí que ha sorprendido en parte la del príncipe Alberto, que esta vez ha querido dejar toda la atención para sus hijos y ha confiado en su hermana para que les acompañe. Los pequeños acaban de celebrar su séptimo cumpleaños y fue precisamente en esta fecha la última vez que su madre compartió un contenido en Instagram, ya que no dudó en felicitarles con una entrañable fotografía y un bonito mensaje.

 

Lo último en Actualidad

Últimas noticias