Celebrando la vida

Marisa Jara celebra su segundo ‘cumpleaños’ con su chico

La modelo ha juntado a toda su familia para soplar las velas y celebrar su segundo cumpleaños, recordando el día en el que fue operada de un cáncer de útero y volvió a nacer.

  • LOOK

Hace dos años, la vida de Marisa Jara cambió para siempre y en varios aspectos. La modelo llevaba mucho tiempo queriendo ser madre y, por eso, decidió someterse a una revisión para confirmar que todo estaba bien y que no tendría problemas a la hora de cumplir su sueño. Sin embargo, su ilusión se vio truncada cuando les médicos le descubrieron un tumor de gran tamaño que resultó ser un cáncer en el útero del que fue operada en octubre de 2018. Ahora que ha pasado un tiempo y puede verlo con perspectiva, la andaluza prefiere darle gracias a la vida y celebrar el que es su otro cumpleaños, el del día que tuvo una segunda oportunidad.

Marisa Jara
Hace dos años la modelo Marisa Jara fue operada de un cáncer de útero / Gtres

Tras la delicada situación, las prioridades de Marisa cambiaron de manera drástica y, a día de hoy, agradece la estabilidad que ha encontrado junto a su padre, Miguel Almansa, a quien conoció hace poco más de un año en la Feria de Abril de Sevilla. Todo un flechazo gracias al que ha recuperado de nuevo la ilusión de ser mamá y por lo cual se está sometiendo a un tratamiento de fertilidad, ya que la enfermedad que padeció hace dos años le causo endometriosis.

Como no podía ser de otra manera, el asesor inmobiliario no faltó en la fiesta del otro cumpleaños de la top, en la que derrocharon complicidad y amor y en la que dieron un gran paso. Y no, no es que hayan decidido pasar por el altar, sino que aprovecharon la ocasión para presentar a las dos familias en una comida muy especial que ha tenido lugar en Sevilla y que la ex miss España ha aprovechado para contar cómo se encuentra.

Marisa Jara
Como en todo cumpleaños, no faltó una tarta y una vela / Gtres

«Es mi segundo cumpleaños. Hoy hace dos años que me intervinieron de cáncer y es un día muy especial para mí y lo hemos celebrado con toda mi familia y la familia de Miguel. Es uno de los días más importantes de mi vida ahora y lo pienso celebrar el resto de mi vida», ha explicado Jara. Ella prefiere sacar el lado positivo y asegura que la vida le ha cambiado «para bien» y es que desde que se levanta por la mañana es «más feliz» y ha conseguido apreciar «todo muchísimo más».  Sus planes de fututo, como es obvio, tampoco son los mismos y «prioriza el vivir día a día, el aquí y el ahora. Vivir sin estrés, en la tranquilidad. Yo aprecio ahora mucho la paz, la estabilidad en mi vida. Que mi vida sea muy tranquila. Aprecio los momentos de paz, de amor y de equilibrio. El aquí y ahora lo aprecio muchísimo en mi vida, y es lo que quiero y lo más importante, y la salud lo más importante que tenemos».

Y es que es gracias a la salud que tiene ahora que puede volver a recuperar la ilusión de tener un bebé. En estos momentos, la pareja está «esperando noticias» para compartirlas con todo el mundo. «Nos da igual si es niño o niña. Después de tantos deseos y tantas ganas, nos da igual. A ver, yo te confieso que me encantaría que fuera niña, pero si viene niño, yo la mamá más feliz del mundo con su niño, pero me encantaría que fuera niña, que no se entere Miguel…», cuenta sobre el bebé al que tanto está buscando.

La boda puede esperar

Marisa Jara
Enamorada y feliz, la pareja está buscando a su primer bebé en común / Gtres

Otro de los planes que bien podría tener en mente es el de pasar por el altar, pero Marisa Jara no tiene ninguna prisa. ¿El motivo? «Ahora más que nunca tengo claro que Miguel es la persona que va a compartir conmigo el resto de la vida, pero no es algo que me preocupe o tenga en mi cabeza. Ahora vamos a por el bebé y es lo que más ilusión me hace». Mientras que llega la feliz noticia, la pareja aprovecha para disfrutar junta de la vida. ¿Se puede pedir más?

Lo último en Famosos

Últimas noticias