Nuevos detalles

María Pombo confiesa el verdadero motivo por el que venderá su casa

Ver vídeo

La vida pública no es de color de rosa. Y si no, que se lo digan a María Pombo. Aunque a priori podría parecer que la empresaria vive un día a día perfecto, el hecho de estar expuesta las 24 horas del día a la atención de sus más de 2 millones de seguidores hace que cualquier movimiento “extraño” sea cuestionado, apareciendo los rumores que en alguna ocasión pueden llegar a ser erróneos. Eso es lo que le ha ocurrido en esta última ocasión. Varios de sus fans habían llegado a creer que la influencer estaba atravesando una crisis matrimonial, algo que ella misma no ha tardado en desmentir en cuanto ha tenido oportunidad.

María Pombo con mascarilla / Gtres
María Pombo con mascarilla / Gtres

“A la gente le encanta imaginar, pero no hay ningún problema”, explicaba la esposa de Pablo Castellano mientras negaba rotundamente que su relación estuviera atravesando por algún bache. Y es que hace tan solo una semana, desde Socialité se hacían eco de que la pareja había decidido poner en venta su nidito de amor, al que se habían mudado hacía poco más de un año y parecía perfecto. Pero los tiempos cambian y María y su marido podían haber decidido poner un rumbo distinto a sus planes de futuro, en los que ya no entraría su chalet: “Son decisiones que se toman en familia y por razones que nosotros sabemos. Proyectos nuevos en 2022”, desvelaba. Aún así, no ha querido dar más detalles sobre cuáles son las iniciativas que han hecho que quieran desprenderse de su dulce hogar, pero ha dejado claro que entre ella y su marido todo “está fenomenal”, y pese a haberse convertido en madre primeriza hace tan solo un año, ya piensa en agrandar la familia en algún momento: “Tengo ganas de repetir. Siempre digo que quiero ser madre numerosa. Ojalá poder tener cinco, no creo que llegue porque agota, pero cuantos más pueda tener, mejor”, aclaraba.

María Pombo atendiendo a la prensa / Gtres
María Pombo atendiendo a la prensa / Gtres

No hay duda alguna de que el Año Nuevo ha empezado de la mejor manera para María. La influencer ha aprovechado para llevar a cabo su reducción de pecho, un plan que llevaba años rondando por su cabeza y para el que finalmente ha dado un paso hacia delante: “Me he sometido a la operación, uno porque quería, dos porque estéticamente lo necesitaba, tres por comodidad y cuatro porque llevo muchos años pensándolo y finalmente he decidido que este año era el indicado”, explicaba mientras hacía hincapié en el apoyo recibido por su marido Pablo: “Ahora estoy en revisiones durante unas semanas para ver que todo va bien”, confirmaba. Pero las buenas nuevas no han quedado ahí, y hace tan solo unas semanas también se dio a conocer que será este mismo año cuando su hermana Lucía pase por el altar: “Estábamos deseando ya que eso pasara porque lleva muchísimos años y por fin han dado el paso. Estamos súper contentos”, decía visiblemente emocionada.

María Pombo con su móvil / Gtres
María Pombo con su móvil / Gtres

Lo último en Actualidad

Últimas noticias