Psicología

¿Indecisa? descubre por qué te cuesta tanto tomar decisiones y cómo hacerlo

¿Indecisa? descubre por qué te cuesta tanto tomar decisiones y cómo hacerlo
¿Indecisa? descubre por qué te cuesta tanto tomar decisiones y cómo hacerlo

Si sueles ser indecisa con casi todo, aquí puede haber un importante problema a resolver. Descubre el por qué te cuesta tomar decisiones cuando no debería ser así y las maneras de hacerlo sin que te cueste. Es un importante ejercicio para sentirte bien contigo misma.

Con ello podrás avanzar en aquello que te deja algo estancada y sin seguir. Porque es posible que varios aspecto de tu vida estén ahora interrumpidos por este problema.

En la vida todo son decisiones

A medida que nos hacemos mayores, empiezan nuestras decisiones. Porque la vida es eso; una decisión total en cada momento. Hay quienes deciden de forma más rápida y quienes se pasan media vida dando vueltas a la cabeza con ello, y perdiendo el tiempo. Lo primero que debes hacer es tener presente que la vida es eso y no debe costarte tanto.

Causas de esta indecisión

Si eres indecisa y te cuesta tanto tomar decisiones, puede ser por varias causas:

Falta de seguridad

Una de ellas es por la falta de seguridad en nosotros mismos. No quiere decir que aquellos que las tomen más rápido, sean totalmente seguros de su vida, porque no hay una regla total. Pero tiene que ver con el nivel de responsabilidad.

Miedo a lo desconocido

Esta inseguridad provoca indecisión o bien falta de responsabilidad en muchos casos. Esto también puede ser por un miedo a lo desconocido, pues algunas decisiones nos enfrentan a cosas nuevas a las que no estamos acostumbrados y sentimos miedo.

¿Indecisa? descubre por qué te cuesta tanto tomar decisiones y cómo hacerlo

No querer asumir errores

Una de las causas de esta indecisión es no querer asumir errores. Hay que pensar que en toda decisión está el equivocarnos, y esto hay que afrontarlo como sea, porque puede ser un error y  no pasa nada, de eso podemos aprender para no acometerlos nuevamente.

Descartamos

Muchas personas tienen miedo a elegir, o a tomar decisiones porque supone descartar opciones. Y esto es lo que les provoca esta especie de ansiedad ante ello que se convierte en una gran ansiedad que puede repercutir en nuestra mente, ir a más y no dejarnos avanzar porque podemos desarrollar enfermedades psicológicas más graves.

Sobre protección

Todo ello también puede estar relación con una sobre protección algo exagerada que hace que no podamos tomar nuestras propias decisiones. Tiene que ver con la educación que nos han dado los padres quizás protegiendo en exceso para que luego no seamos lo suficientemente responsables para saber qué nos va a convenir más en nuestra vida.

¿Cómo tomar decisiones de manera más rápida y ágil?

Si te cuesta tanto y eres indecisa, quizás conviene saber de qué manera las puedes tomar de forma más rápida y ágil. Lo importante es salir del bucle en el que estamos sumergidos porque una decisión nos cuesta tanto.

Ayuda

Al no saber por dónde empezar, es ideal tener ayuda como un amigo, familiares, pareja y hasta un coach que pueda darnos las bases para que nosotros tomemos nuestras propias decisiones. Así cada vez serás menos indecisa.

Conocernos mejor

Cuando sucede todo esto, debemos hacer una reflexión y conocernos mejor. Quizás el problema sea que tengamos que saber cuáles son las fortalezas y debilidades que tenemos para saber qué decisiones tomar porque no es tan difícil.

Meditar

Con este vorágine de vida que llevamos, pararnos, conocernos, reposar, respirar, dejar el estrés atrás y meditar nos abre un mundo de posibilidades con el fin de ver las cosas de otra manera, desde la barrera y ser más fuertes para poder tomar esa decisión que tanto nos cuesta.

Ganar en autoconfianza

Este ejercicio nos permite ganar autoconfianza y seguridad en uno mismo. Verás como con todo ello será más fácil tomar decisiones. Si vemos los problemas desde la barrera, intentaremos no implicarnos tanto y dar respuesta a algo que nosotros creemos que es algo muy complicado.

Ejercicios de agilidad mental

Algo que está muy en boga son los ejercicios de agilidad mental que algunos coaches y psicólogos ponen en práctica con el fin de encontrarnos mejor y tomar decisiones especialmente empresariales y es algo que puede costar en un momento determinado.

Trabajo en equipo

Cuando hay que tomar decisiones dentro del ámbito laboral lo mejor es hacerlo en equipo. Así se pueden hacer reuniones para poner el problema en común y hablar de las distintas decisiones y en base a ello tomar la que sea mejor o perjudique a menos personas.

Una actitud positiva

Cuando estamos en una espiral de la que no podemos salir, todo lo vemos negro y es muy difícil que algo nos salga bien. Por esto hay que esperar a tomar la decisión y tener una actitud realmente positiva en cada cosa que hacemos, verás que si practicamos esto, cada vez será más fácil coger las riendas de  nuestra vida y controlarla.

 

Lo último en Estilo

Últimas noticias